Salud bucodental y embarazo: ¿qué debes saber?

Ana María Fuentes Turrión · 7 noviembre, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el odontólogo Gabriel Alejandro Rojo Pittatore el 6 noviembre, 2019
La salud bucodental en el embarazo puede resultar comprometida debido a los cambios hormonales que atraviesa la mujer en esta etapa. ¿Cuáles son los riesgos? ¿Cómo evitarlos? Aquí lo detallamos.

Cuando la mujer está en la etapa de embarazo experimenta múltiples cambios fisiológicos que pueden afectar su salud bucodental. De acuerdo con el el Consejo General de Dentistas de España, los niños nacidos de madres con pobre salud oral y niveles altos de bacterias cariogénicas en saliva también están en alto riesgo de padecer caries.

Estrategias básicas para mantener la salud bucodental en el embarazo

1. Mantener sanos dientes y encías

La patología periodontal puede llevar a parto prematuro y bajo peso al nacer. Existe la posibilidad de transmisión bacteriana por la saliva de la madre al niño.

2. Evitar o tratar las náuseas, vómitos y reflujo gástrico

La embarazada que experimenta vómitos matutinos o reflujo gástrico se encuentra en un alto riesgo de padecer erosión dental.

3. Prevenir enfermedad periodontal

Muchas mujeres pueden desarrollar patología periodontal durante el embarazo debido a los cambios hormonales. Hay que asegurarse de tratarla cuanto antes.

4. Dejar de fumar

Fumar durante el embarazo compromete no solo la salud de la madre, sino también la del feto. De acuerdo con una investigación publicada en Journal of Clinical and Experimental Dentistry, podría haber una relación entre el tabaquismo materno prenatal y la caries infantil temprana.

Riesgo durante el embarazo.
El consumo de cigarrillo durante el embarazo supone muchos riesgos para la madre y el feto. Entre estos, un mayor riesgo de enfermedades dentales.

¿Cómo puede resultar afectada la salud bucodental en el embarazo?

Una publicación en Journal of Clinical and Diagnostic Research señala que los cambios hormonales que se dan en el embarazo producen una serie de cambios en el cuerpo de la madre, y la cavidad oral no es una excepción. En general, la mujer embarazada puede experimentar:

Caries dental

La boca se vuelve un medio más ácido debido a la hiposalivación, los reflujos gástricos, los vómitos y el aumento de consumo de alimentos azucarados. Por ende, existe un incremento del riesgo de caries en la embarazada.

Gingivitis del embarazo

La respuesta inflamatoria aumentada frente a la placa bacteriana puede resultar en encías inflamadas y sangrantes. Un correcto hábito de cepillado e higiene interdentaria reduce la gingivitis.

Enfermedad periodontal

La gingivitis no tratada puede dar lugar a periodontitis, en la que ya existe afectación del hueso de soporte del diente. Ello puede originar movilidad y pérdida del diente.

Lee también: 7 consecuencias para tu salud de una mala higiene dental

Granuloma del embarazo

Ocurre en aproximadamente el 5% de los embarazos. Es el resultado de una respuesta inflamatoria exagerada frente a los microorganismos patógenos orales y normalmente desaparece sin tratamiento después del embarazo.

Erosión dentaria

Los vómitos matutinos y el reflujo gástrico, frecuentes en el embarazo, pueden ocasionar erosión del diente. Enjuagarse con agua en la que se disuelve bicarbonato ayuda a neutralizar los ácidos después del vómito.

Prevención de los problemas de salud bucodental en el embarazo

El objetivo más importante para una embarazada es mantener un ambiente oral sano, mediante el control del biofilm, empleando cepillado, higiene interdental, flúor y con profilaxis profesional que incluya remoción de sarro supra y subgingival.

Profilaxis dental

La tartrectomía o limpieza profesional es un componente esencial preventivo y terapéutico en los cuidados dentales, a pesar que solamente una minoría de mujeres embarazadas acude a su dentista durante el embarazo, entre el 10 y 12 %.

Es primordial que los profesionales relacionados con el embarazo aseguren a la mujer que los cuidados dentales no solo son seguros, sino que son fundamentales para su propia salud y para el desarrollo normal del feto.

«Es fundamental que la embarazada visite a su dentista para recibir los consejos y tratamientos oportunos.»

Mujer en cuidados de salud bucodental en el embarazo
La limpieza profesional supone una medida preventiva determinante de los problemas dentales en el embarazo. Sin embargo, pocas mujeres acuden al dentista en esta etapa.

Autocuidados en el embarazo

Visitar a tu dentista durante el embarazo

En cualquier momento de la gestación, aunque es más recomendable en el segundo trimestre por mayor comodidad de la embarazada. El dentista explorará e informará a la paciente acerca de los tratamientos que debe realizarse y la aconsejará.

Mantener una correcta higiene

Cepillarse, al menos dos veces al día, usando un cepillo suave y pequeño para evitar las arcadas. Emplear pasta fluorada. Sin olvidar el uso de seda dental por las noches.

Cuidar la dieta

Limitar el consumo de alimentos azucarados en las comidas, evitándolos entre horas. Consumir frutas y verduras. Suprimir el consumo de bebidas carbonatadas. Masticar chicle sin azúcar y con xilitol durante 10 o 15 minutos después de las comidas.

Descubre: 6 signos dentales que hablan sobre tu salud

En caso de vómitos frecuentes

Tomar pequeñas cantidades de frutas, vegetales, yogur y queso a lo largo del día. Usar colutorio de flúor diario. Tras el vómito, enjuagarse con agua y bicarbonato.

Mujer lavándose los dientes
Cepillar correctamente los dientes, usar hilo dental y cuidar la dieta son medidas simples que la embarazada puede considerar para cuidar su salud bucodental.

Autocuidados después del parto

Para la madre

  • Continúa manteniendo tu nivel de higiene oral para evitar caries y gingivitis.
  • Limita los productos azucarados en las comidas y no piques entre horas.
  • Recuerda: tu saliva contiene bacterias, no te metas en la boca su cuchara, chupete o el biberón.

Para el recién nacido

  • Limpia sus encías con una gasa húmeda después de las tomas.
  • Cuando empiecen a salirle los dientes, comienza a usar un cepillo pediátrico.
  • Utiliza pasta fluorada del tamaño de un grano de arroz.
  • No olvides pedir cita al dentista cuando cumpla un año de vida.

En definitiva

Dadas las condiciones propias del embarazo, es fundamental prestar atención especial a la salud bucodental. La mujer embarazada debe reforzar sus hábitos de higiene oral y, de ser posible, acudir al dentista.

  • Vt H, T M, T S, Nisha V A, A A. Dental considerations in pregnancy-a critical review on the oral care. J Clin Diagn Res. 2013;7(5):948–953. doi:10.7860/JCDR/2013/5405.2986
  • Wrzosek T, Einarson A. Dental care during pregnancy. Can Fam Physician. 2009;55(6):598–599.
  • Kellesarian SV, Malignaggi VR, de Freitas P, Ahmed HB, Javed F. Association between prenatal maternal cigarette smoking and early childhood caries. A systematic review. J Clin Exp Dent. 2017;9(9):e1141–e1146. Published 2017 Sep 1. doi:10.4317/jced.54064