¿Se puede depurar el estómago?

30 julio, 2015
Si los jugos gástricos de nuestro estómago se descompensan (ya sea por exceso como por defecto) podemos sufrir algún tipo de desarreglo o desequilibrio

Cuando hablamos de depurar o limpiar los órganos nos referimos casi siempre al hígado, los riñones, el intestino o los pulmones. No obstante, cualquier parte del cuerpo puede necesitar unos cuidados especiales para reequilibrarse y prevenir problemas de salud.

En este artículo te explicamos por qué se desequilibra el estómago y de qué manera podemos mejorar su función con remedios caseros y naturales.

¿Por qué se desequilibra?

Las personas que sufren desarreglos digestivos saben lo molesto que son y hasta qué punto empeoran la calidad de vida e incluso el estado de ánimo.

En algunos casos, la causa puede ser una intolerancia a algún alimento o nutriente, como el gluten o la lactosa, pero en la mayoría de los casos los motivos son los siguientes:

  • Alimentación poco saludable durante largo tiempo.
  • Manera de comer inadecuada: Masticar poco, mezclar demasiados alimentos, comer demasiadas veces, saltarnos comidas, etc.
  • Cuestiones emocionales.
  • Estrés o ansiedad.
  • Toma regular de medicamentos.
  • Patógenos que afectan al estómago.
  • Predisposición genética.

Ver también: ¿Cuáles son los órganos dañados cuando sufres demasiado estrés?

Falta o exceso de ácidos

Cuando sufrimos molestias digestivas, lo que sucede en nuestro estómago suele deberse a una falta o exceso de ácido clorhídrico, que son los que nos ayudan a digerir los alimentos.

¿Cuál es la diferencia?

Falta de jugos gástricos

Los alimentos no se digieren bien y fermentan, lo cual provoca ardor justo después de comer, pesadez, exceso de apetito, ansiedad y trastornos intestinales.

Exceso de jugos gástricos

El estómago segrega demasiado ácido clorhídrico y los alimentos se digieren con demasiada rapidez, lo cual nos provoca acidez antes de comer y, en cambio, se calma al terminar. Puede ir acompañada de un apetito y una sed abundantes, y también suelen sufrirse estreñimiento e inflamación de encías.

exceso-de-ácidos

Jugo de patata

El jugo de patata cruda es un regulador natural del pH, en especial cuando sufrimos un exceso de ácido, ya que es un buen alcalinizante.

  • El mejor momento para tomarlo es en ayunas.
  • Lavaremos y pelaremos bien media patata mediana, la licuaremos y nos beberemos el jugo mezclado con una cucharada de aceite de oliva de extracción en frío (25 gramos).
  • Esperaremos media hora antes de consumir ningún alimento.

Este remedio nos ayudará a equilibrar el estómago y eliminar aquellos patógenos o sustancias que se estén aprovechando de las condiciones de un pH alterado.

Te recomendamos leer: Los 10 alimentos más adictivos para nuestro organismo

Que propiedades tiene el jugo de patata cruda

Agua de umeboshi

Con este nombre exótico se conocen a unas curiosas ciruelas fermentadas que se consumen en China, Corea y Japón desde la antigüedad. Tienen un sabor muy fuerte, salado y ácido, y un color granate.

Son un remedio muy beneficioso para equilibrar y depurar el estómago de manera casi instantánea.

Tiene la gran ventaja de cumplir una doble función reguladora. Por un lado alcaliniza el estómago si está demasiado ácido, mientras que por el otro estimula la secreción natural de jugos gástricos.

Hay quienes optan por comerse una ciruela, o bien, una pequeña parte, directamente. No obstante, puesto que su sabor es muy fuerte, hasta que nos acostumbremos podemos poner una ciruela en una botella de agua caliente e ir bebiendo sorbitos de manera continuada.

Lo haremos siempre fuera de las comidas para beneficiarnos de sus propiedades.

Agua-de-umeboshi

Agua de arcilla

Cuando hablamos de eliminar toxinas a nivel externo, a menudo recurrimos a la arcilla. No obstante, sus virtudes son también muy destacadas a nivel interno, ya que este elemento que nos proporciona la naturaleza tiene la capacidad de absorber las toxinas y facilitar su eliminación.

En el caso de los desequilibrios estomacales, su función es la de neutralizar el exceso de acidez sin alterar el pH natural, de manera que podemos tomarla como antiácido saludable y evitar así los efectos perjudiciales de los medicamentos convencionales, que a la larga afectan a la secreción de jugos gástricos.

Para consumir arcilla debemos ser muy estrictos con las siguientes indicaciones:

  • Debe ser arcilla blanca de uso oral. El envase debe especificarlo para asegurarnos de que no contenga sustancias tóxicas para nuestro organismo.
  • No usaremos ningún recipiente ni utensilio de plástico o metal, ya que perdería sus propiedades. Elegiremos recipientes de vidrio, madera o cerámica.
  • Pondremos una cucharadita de arcilla en polvo (5 gramos) en un vaso de agua (200 ml).
  • Removeremos con una cuchara que no sea de plástico ni de metal.
  • Dejaremos reposar diez minutos, removeremos de nuevo y nos tomaremos el preparado.
  • Si tenemos estreñimiento o hipertensión arterial, evitaremos remover la segunda vez y nos tomaremos el agua evitando los posos que quedan al fondo.
Te puede gustar