7 secuelas de padecer poliomielitis

14 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el médico Leonardo Biolatto
La poliomielitis es una enfermedad infecciosa que, gracias a la vacunación, ha disminuido mucho su incidencia. Sin embargo, muchas de las personas que la han padecido sufren secuelas posteriores. Te lo explicamos.
 

Padecer secuelas de poliomielitis, en la actualidad, es algo bastante improbable gracias a la vacunación. Sin embargo, cada año sigue habiendo nuevos casos en zonas de Asia y África. Se trata de una enfermedad contagiosa causada por un virus que afecta, sobre todo, a los niños.

Lo cierto es que la mayoría de las personas infectadas son asintomáticas y no desarrollan la patología. No obstante, existe un porcentaje de personas que sí enferman, pudiendo padecer poliomielitis no paralítica o paralítica.

¿Qué es el síndrome pospolio?

El síndrome pospolio es un conjunto de síntomas y signos que se producen como secuelas en personas que han sufrido poliomielitis. Suele aparecer entre quince y treinta años después de la infección aguda.

Aunque los estudios aún son poco concluyentes, se estima que afecta entre el 20 y el 85 % de aquellos que tuvieron la enfermedad alguna vez. No obstante, parece que ciertos factores aumentan el riesgo.

Por ejemplo, las personas que contraen el virus con mayor edad, en lugar de hacerlo en la infancia, tienen más probabilidades. Del mismo modo, el hecho de que la infección inicial fuera más grave, parece ser determinante.

Un artículo publicado en National Institutes of Health afirma que aquellos pacientes que, tras padecer poliomielitis, tuvieron una recuperación muy buena, también son más propensos a sufrir el síndrome.

Persona en silla de ruedas por poliomielitis.
Las secuelas paralíticas de la poliomielitis forman parte del síndrome postpolio.
 

Quizá te interese: Tratamiento de la poliomielitis

Secuelas de padecer poliomielitis

Vamos a recorrer las siete secuelas más importantes de padecer poliomielitis. Muchas de ellas, cuando aparecen en conjunto, conforman el síndrome pospolio que ya mencionamos. Veamos más en detenimiento.

1. Deterioro muscular

El virus de la poliomielitis puede hacer que aparezca deterioro muscular de manera progresiva, con debilidad muscular en algunas partes del cuerpo. No tienen por qué ser regiones que se afectaran durante la infección inicial. De hecho, muchas veces ocurre en zonas que estaban sanas previamente.

La debilidad muscular aparece, en la mayoría de pacientes, en los brazos. Casi todas las personas, tras padecer poliomielitis, explican haber sufrido una pérdida de fuerza general. Además, puede acompañarse de atrofia muscular en las piernas.

2. Fatiga

La fatiga es uno de los síntomas predominantes del síndrome pospolio. Se estima que casi un 68 % de los pacientes la sufren de manera continua. Puede ser muy incapacitante, porque estas personas se sienten cansadas todo el tiempo y tienden a perder la motivación ante los objetivos.

Podría interesarte: Tipos de poliomielitis

3. Complicaciones respiratorias

La tercera consecuencia de padecer poliomielitis son las alteraciones respiratorias. Suele haber dificultad para respirar o tragar. La causa de estos problemas reside tanto en la debilidad muscular, que puede afectar a los músculos de la faringe o de la caja torácica, como así también en las alteraciones óseas.

 

Algunas personas experimentan insuficiencia respiratoria por restricción. Esto consiste en no poder obtener el oxígeno necesario, debido a que la capacidad pulmonar está disminuida.

4. Problemas neurológicos como secuelas de la poliomielitis

Uno de los síntomas más conocidos de la poliomielitis es la parálisis. Suele ser flácida, en la que las extremidades están poco rígidas y no se conservan los reflejos. Las piernas son las que se afectan con más frecuencia.

Además de la parálisis, hay otros problemas neurológicos que se pueden derivar de padecer poliomielitis. Por ejemplo, el dolor crónico. Del mismo modo, es usual encontrar síndrome del túnel carpiano y compresión del nervio mediano.

Incluso, algunas personas experimentan un estrechamiento del canal donde se encuentra la médula espinal. Esto puede dar lugar a numerosos síntomas, según en qué nivel medular se haya producido el daño.

5. Alteración del sueño

El sueño es otro aspecto que se puede ver afectado por esta enfermedad. Se ha registrado lo habitual de la pérdida en la calidad del descanso de los pacientes. Además, en varios se añade apnea del sueño, el cual consiste en dejar de respirar durante un lapso de tiempo, mientras se está dormido.

También hay pacientes con síndrome de movimiento periódico de las piernas. Aunque parezca algo irrelevante, en realidad no lo es. Como entidad clínica, las piernas inquietas representan modificaciones más profundas del sistema nervioso central y periférico.

 

6. Debilidad ósea

Osteoporosis por síndrome postpolio.
Una consecuencia de la poliomielitis que no está en los músculos es la osteoporosis.

Los huesos también se ven afectados por esta patología, de forma directa e indirecta. La poliomielitis se relaciona con un mayor riesgo de sufrir osteoporosis. Esto implica fragilidad ante cualquier golpe.

Del mismo modo, suele asociarse a escoliosis, que consiste en la desviación de la columna vertebral hacia un lateral. Esta desviación, cuando es muy grave, también puede causar problemas respiratorios.

7. Intolerancia al frío

Muchas personas, tras padecer poliomielitis, son más sensibles a las bajas temperaturas. Es una sensación extrema que provoca que el frío sea realmente molesto para ellos. Sobre todo, en la zona de las piernas y los pies.

¿Qué recordar sobre las secuelas de la poliomielitis?

Padecer poliomielitis puede conllevar al sufrimiento de una serie de secuelas graves, como la debilidad muscular, la fatiga constante o los problemas óseos. Por ello, es importante seguir promoviendo la vacunación frente a esta enfermedad y conseguir que llegue a todas las zonas del mundo.

Aunque se trata de una patología casi erradicada, aún se notifican casos en países que no han logrado controlarla. Los esfuerzos internacionales continúan y son vitales. Por otro lado, pacientes adultos que han estado expuestos al virus, al día de hoy enfrentan las consecuencias del síndrome pospolio y requieren atención médica.

 
  • Vistrain, S. A. (n.d.). Organización Mexicana para el Conocimiento de los Efectos Tardíos de la Polio El síndrome postpolio debe diagnosticarse por exclusión. Retrieved from www.postpoliomexico.org
  • Síndrome de la pospoliomielitis: National Institute of Neurological Disorders and Stroke (NINDS). (n.d.). Retrieved August 8, 2020, from https://espanol.ninds.nih.gov/trastornos/el_sindrome_de_la_pospoliomielitis.htm
  • SciELO - Salud Pública - Poliomielitis paralítica. Nuevos problemas: el síndrome postpolio Poliomielitis paralítica. Nuevos problemas: el síndrome postpolio. (n.d.). Retrieved August 8, 2020, from https://www.scielosp.org/article/resp/2013.v87n5/517-522/
  • Muñoz Cobos, Francisca, et al. "Polio y postpolio. Visión de pacientes y profesionales en atención primaria." Revista Española de Salud Pública 92 (2018).
  • Vallbona, Carlos. "POLIOMIELITIS: UNA ENFERMEDAD CASI ERRADICADA Y EL SÍNDROME DE POST POLIO (SPP)."
  • Irles Diciena, María José, and Juan Martínez Fuentes. "Fisioterapia en el síndrome de postpolio." Revista de Fisioterapia 3.2 (2004).
  • García, Rut Ayerbe, Antonio Pereira Vega, and Alejandro Otegui Calvo. "Afectación pulmonar en enfermedades no neumológicas."
  • Ramos, Paulo Eduardo, et al. "Effects of Dăoyĭn Qìgōng in postpolio syndrome patients with cold intolerance." Arquivos de neuro-psiquiatria 70.9 (2012): 680-685.
  • Víquez, Luis Eduardo Gómez, and José Lee Chang Segura. "Síndrome de piernas inquietas. Restless legs syndrome." Neuroeje 30 (2017): 2.
  • Mingo-Robinet, J., et al. "Aspectos técnicos y complicaciones en el tratamiento de las fracturas de los miembros inferiores con secuelas de poliomielitis." Revista Española de Cirugía Ortopédica y Traumatología 62.4 (2018): 257-266.
  • OMS | Poliomielitis. (n.d.). Retrieved August 8, 2020, from https://www.who.int/topics/poliomyelitis/es/
  • Mingo-Robinet, J., Alonso, J. A., Moreno-Barrero, M., González-García, L., Garcia-Virto, V., & Aguado, H. J. (2018). Aspectos técnicos y complicaciones en el tratamiento de las fracturas de los miembros inferiores con secuelas de poliomielitis. Revista Espanola de Cirugia Ortopedica y Traumatologia, 62(4), 257–266. https://doi.org/10.1016/j.recot.2018.01.011
  • La “rara” secuela de una epidemia: el caso del síndrome Post-Polio - Dialnet. (n.d.). Retrieved August 8, 2020, from https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=7119553
  • Águila-Maturana, A. M., Cano-De La Cuerda, R., MacÍas-Jiménez, A. I., & Miangolarra-Page, J. C. (2005). Nuevos síntomas en pacientes con secuelas de poliomielitis. Síndrome pospolio. Rehabilitacion, 39(1), 13–19. https://doi.org/10.1016/S0048-7120(05)74299-7