Los anticonceptivos orales podrían prevenir un tipo de cáncer uterino

Según varios estudios, el consumo de píldoras anticonceptivas orales puede proteger contra el cáncer de endometrio hasta 30 años después de haber dejado el tratamiento.

El consumo de anticonceptivos orales ha ido incrementando conforme pasan los años pues está demostrado que su uso es seguro, cómodo y ya no tiene tantos efectos adversos como las primeras generaciones de este tipo de fármacos.

En la actualidad se siguen haciendo varias investigaciones al respecto y, entre ellas, un reciente estudio publicado en la revista médica británica The Lancet Oncology Journal encontró que su uso a largo plazo podría disminuir el riesgo de desarrollar cáncer de endometrio, un tipo de cáncer de útero.

La investigación, que fue realizada por un grupo de investigadores de la Universidad de Oxford especialistas en epidemiología, arrojó que en la última década unas 200.000 mujeres que tomaron píldoras anticonceptivas pudieron prevenir esta enfermedad.

El estudio en detalle

La relación que existe entre el uso de las pastillas anticonceptivas y el cáncer es un tema que sigue siendo punto de debate, pero por ahora han demostrado ser efectivas para prevenir el tipo de cáncer uterino más común.

Así lo determinaron los científicos de Oxford, quienes se centraron en el estudio de la relación del cáncer de endometrio con el uso de píldoras anticonceptivas, y encontraron su efectividad como método de prevención.

Para sacar conclusiones, reunieron los datos de 36 investigaciones realizadas en América del Norte, Europa, Asia, Australia y África del Sur, que en total incluyeron a más de 27 000 mujeres con cáncer de endometrio y más de 115 743 mujeres sin cáncer.

Tras hacer las respectivas revisiones, determinaron que las mujeres que habían consumido anticonceptivos orales tenían menor riesgo de desarrollar cáncer de endometrio, y que la protección puede durar hasta 30 años después de haber dejado de tomarlas.

Cancer endometrial

Los resultados arrojaron que, por cada 5 años de consumo de estas pastillas, hay hasta un 24% de reducción de riesgo de cáncer uterino, y si se toman durante 10 o más años dicho riesgo podría reducirse a la mitad.

Cáncer uterino

El cáncer uterino puede desarrollarse en cualquiera de sus partes pero, por lo general, empieza en el endometrio, según lo afirmado por el Instituto Nacional del Cáncer. Valerie Beral, investigadora principal del proyecto y líder de estudios internacionales sobre cáncer de mama, ovarios y endometrio, destacó los hallazgos encontrados en la investigación.

Asimismo, fue clara al decir que la gente suele preocuparse porque cree que los anticonceptivos causan cáncer, pero a largo plazo la píldora reduce el riesgo de contraerlo.

Es muy importante decir que desde hace décadas las dosis de hormonas presentes en estos fármacos han cambiado y en la actualidad están procurando beneficiar a quienes las consumen.

No obstante, aún existe cierto riesgo que toda mujer debería considerar antes de decidir tomarlos durante mucho tiempo, además de saber que sus efectos secundarios pueden variar de organismo a organismo.

Te recomendamos leer: ¿Cómo regular el cuerpo después de haber tomado anticonceptivos orales?

Las pastillas anticonceptivas y el riego de cáncer

Según el Instituto Nacional del Cáncer, varias investigaciones han podido determinar que el consumo excesivo de píldoras anticonceptivas, en especial si es desde una edad joven, podría tener una relación con el mayor riesgo de cáncer de mama.

Eso sí, dicho riesgo podría regresar a la normalidad cuando la mujer deja de tomarlas durante 10 o más años. No obstante, parece que en algunos casos podrían haber estado asociadas con el menor riesgo de cáncer de ovario y de útero.

anticonceptivos

Con respecto al cáncer de cuello uterino se ha observado un ligero aumento de diagnósticos entre quienes toman estos fármacos. Sin embargo, esto podría deberse al hecho de llevar una vida sexual activa, lo que incrementa el riesgo de contraer el Virus del Papiloma Humano (VPH), principal causa de este tipo de cáncer.

Ver también: Los 5 tipos de cáncer ginecológico que debes conocer

Anticonceptivos orales disponibles en Estados Unidos

Los fármacos para el control de la natalidad en Estados Unidos están disponibles en dos categorías:

Anticonceptivo oral combinado

Es el más recetado y está compuesto por versiones sintéticas de las hormonas femeninas naturales: estrógenos y progesterona.

Minipíldora

Esta está compuesta únicamente de progestina, la cual es la versión sintética de la progesterona que se usa en los anticonceptivos orales. La recomendación general para todas las mujeres es que antes de consumir estas pastillas consulten al ginecólogo con el fin de saber si es un método de planificación conveniente o si es mejor buscar otra alternativa.

Aunque muchas de estas son de venta libre, no se recomienda tomarlas sin supervisión profesional porque podría ser peligroso.