Síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto

Como mujer es posible que muchas veces relaciones ciertos problemas con el exceso de trabajo o con el cansancio. No obstante, es importante que prestes atención a los síntomas que presentas

A diario podemos sentir molestias de salud mínimas. No obstante, existen síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto.

El dolor en el pecho, la fiebre alta y el sangrado excesivo son signos claros de que algo está mal. Es importante que no ignores estos problemas porque pueden ser sutiles indicios  de problemas inminentes.

Es normal que muchas mujeres no entiendan estas señales y les sea difícil darse cuenta de que requieren atención médica.

A continuación te enseñaremos algunos síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto que podrían indicar algo más grave de lo que crees.

Pecho hinchado o con cambios de color

La hinchazón de las mamas es uno de los síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto. Aunque es algo muy común durante el período menstrual o el embarazo, la hinchazón por largo plazo es anormal y debes visitar a tu médico cuanto antes.

La aparición de manchas de color púrpura o rojo, decoloración de las mamas o la hinchazón espontánea pueden ser un signo de cáncer de mama inflamatorio.

No olvides leer: Crioablación una nueva opción para el tratamiento del cáncer de mama

Distensión abdominal

inflamacionabdominal1-864x400_c

Este es otro síntoma menstrual común. Ciertas sensibilidades a los alimentos también pueden hacer que te sientas hinchada por un par de días.

Sin embargo, una distensión abdominal que dura más de una semana puede ser una señal temprana de cáncer de ovario. Ten presente que otros síntomas que no debes ignorar y que indican un posible cáncer de ovario incluyen:

  • Rápida sensación de llenura después de comer.
  • Dificultad para comer.
  • Necesidad de orinar con frecuencia.
  • Una persistente falta de energía.

Estos síntomas podrían sonarte un poco vagos y fáciles de pasar por alto. Por esta razón muchos cánceres de ovario no se identifican hasta etapas posteriores.

Si presentas molestias abdominales persistentes considera hablar con tu ginecólogo cuanto antes.

Heces oscuras o con sangre

No reprimas los deseos de ir al baño

El color de las heces puede variar de un día a otro según tu alimentación. Por ejemplo, los suplementos de hierro y medicamentos antidiarreicos pueden hacer que tus heces sean tan negras.

Aparte de en este caso, las heces de color negro o con un poco de sangre rara vez puede ser algo normal.

Si no estás tomando hierro ni antidiarreicos, el color negro en las heces puede sugerirte una hemorragia en el tracto gastrointestinal.

Las heces de color marrón con un poco de sangre podrían sugerir una hemorragia menor en el tracto gastrointestinal. Estos son síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto debido a que pueden ser causados por:

  • Hemorroides.
  • Úlceras.
  • Diverticulitis.
  • Enfermedad inflamatoria del intestino.
  • Cáncer.
  • Otras condiciones gastrointestinales.

Falta de aire inusual

Mujer respirando con los ojos cerrados

Subir corriendo las escaleras deja a cualquiera sin aliento con rapidez. Sin embargo, la falta de aire después de una actividad ligera podría ser una señal temprana de problemas en los pulmones o el corazón graves.

Es importante que consultes con tu médico cualquier problema para respirar . Las dificultades en la respiración también reciben el nombre de disnea.

Una posible causa de la disnea es la isquemia coronaria. Esta no es más que una falta de flujo sanguíneo en el músculo del corazón, y probablemente puede estar causada por una obstrucción arterial parcial o total.

Una obstrucción total es uno de los síntomas que ninguna mujer debe pasar por alto, pues podría causar un ataque al corazón.

Considera acudir a emergencias tan pronto como notes que presentas un cuadro de disnea en compañía de síntomas como:

  • Dolor en el pecho.
  • Náuseas.
  • Aturdimiento.

El cansancio constante

Si bien la vida moderna se presta a que duermas un poco menos de lo debido y aumente el nivel de cansancio, una sensación constante de agotamiento podría ser una señal sutil de varios problemas médicos, tales como:

  • Depresión.
  • Insuficiencia hepática.
  • Anemia.
  • Cáncer.
  • Síndrome de fatiga crónica.
  • Insuficiencia renal.
  • Enfermedades cardiovasculares o de tiroides.
  • Apnea del sueño.
  • Diabetes.

Por otro lado, tampoco puedes descuidar los posibles signos de hipertiroidismo, ya que es una condición que reduce la actividad de tu tiroides.

Sus síntomas incluyen:

  • Estreñimiento.
  • Aumento de la sensibilidad al frío.
  • Debilidad muscular.
  • Piel pálida o seca.

Si tu médico te evalúa a tiempo, es posible que puedas controlar la fatiga crónica y descubrir el motivo de la misma.

¿Quieres conocer más? Lee: 5 cosas que no sabes aún sobre mi depresión: mi enfermedad invisible

Pérdida de peso inexplicable

A menos que estés haciendo esfuerzos para bajar de peso, perder kilos de forma inexplicable debe ser algo de qué preocuparse. Uno de los primeros síntomas de muchos problemas, incluyendo el cáncer, es la pérdida de peso repentina.

Habla inmediatamente con tu médico si notas que pierdes peso con rapidez y no conoces el motivo. Podrías estar ante alguno de los siguientes problemas:

  • Cáncer.
  • VIH/SIDA.
  • Enfermedad celíaca.
  • Diabetes.
  • Enfermedades del corazón.
  • Enfermedades de tiroides.

Es importante que tengas en cuenta siempre hacerte los chequeos médicos pertinentes y trabajar mano a mano con tus médicos para mantener una salud plena.

Si consideras que presentas algunos de estos síntomas, acude al especialista lo antes posible. De este modo podrás tratar cualquier problema con rapidez y evitar las complicaciones futuras.

Te puede gustar