Strudel de manzana o Apfelstrudel

Si no te gusta el sabor del ron o quieres evitar el alcohol (aunque este se evapora durante la cocción) puedes hidratar las pasas del relleno con agua

El strudel de manzana o Apfelstrudel es un postre típico de Austria y la zona sur de Alemania, cuyos orígenes se remontan hasta la época bizantina. Antiguamente el strudel era alimento de gente pobre, pero obtuvo éxito después de la conquista de Bizancio en 1.453 y adquirió la receta que conocemos hoy en día en la zona del antiguo Imperio Austrohúngaro.

El strudel es un rollo horneado de una fina masa y relleno de compota de manzana, azúcar, canela y pasas, entre otros ingredientes. Las manzanas que se emplean para hacer la compota deben tener un buen aroma y un toque ligeramente ácido.

Strudel de manzana o Apfelstrudel 

Ingredientes

Para la masa:

  • 300 g de harina
  • 100 ml de agua
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1 huevo
  • Un pellizco de sal

Para el relleno:

  • 2 manzanas
  • 4 cucharadas soperas de azúcar
  • 1 cucharada de azúcar vainillado
  • 1 cucharada de canela
  • 30 pasas
  • 8 nueces
  • 4 cucharadas pan rallado
  • 50 g de mantequilla
  • Un chorrito de ron
  • Helado de vainilla
normal_apfelstrudel_5_pasas-ron[2]

Utensilios:

  • Un bol
  • Una espátula
  • Papel film
  • Sartén
  • Paño de cocina limpio
  • Un rodillo
  • Bandeja para horno

Preparación:

Hacemos la masa:

  • En un bol añadimos los ingredientes para hacer la masa: 300 g de harina, 100 ml de agua, 1 cucharada de aceite de oliva, 1 huevo  y un pellizco de sal, y lo mezclamos primero con una espátula y luego con las manos hasta obtener una masa elástica y lisa.
  • La golpeamos contra la mesa y amasamos varias veces para que adquiera elasticidad. (Este es el mismo método que la masa de hojaldre).
  • Envuelve la masa con papel film transparente y deja reposar mientras haces el relleno.

Hacemos el relleno:

  • Derrite la mantequilla en una sartén y añade el pan rallado. Mezcla todo bien hasta que adquiera un tono dorado. Reserva.
  • Lava, pela y trocea las manzanas y añade el azúcar y la canela.
  • Pon las pasas en remojo con el ron.
  • En un bol, añade la mitad del pan rallado con la mantequilla. Después incorpora las manzanas y las pasas con el ron. Deja macerar.
  • Espolvorea harina en un paño de cocina limpio puesto en la mesa de trabajo o encimera y estira la masa con la ayuda de un rodillo. La masa debe estar bien estirada.
  • Pon encima el resto de pan rallado con mantequilla junto con la mezcla del bol. Reparte todo bien.
  • Con la ayuda de las puntas del paño de cocina, enrolla el strudel de manzana a modo de brazo de gitano.
  • Coloca el strudel en una bandeja para horno engrasada.
  • Bate un huevo en un bol y pinta con él la parte superior y lateral del strudel.
  • Hornea a 180º C durante 30 o 40 minutos, hasta que esté dorado.
  • Deja enfriar como mínimo media hora, ya que el calor se suele almacenar en el strudel de manzana.

Datos de interés

 

pastel volteado de manzana

  • El strudel de manzana se sirve templado acompañado tradicionalmente por una crema dulce de vainilla. También  es habitual acompañarlo de helado de vainilla.
  • La tradición para hacer la receta de un strudel de manzana o Apfelstrudel auténtico, está en conseguir que la masa sea extremadamente fina, es más, los maestros pasteleros alemanes y austriacos, indican que debería leerse un periódico a través de la masa.
  • Es un postre ideal para tomar en invierno, aunque en verano puede ser una merienda diferente en una agradable terraza. Anímate a preparar este postre delicioso, muy europeo y exquisito, en el que seguro triunfarás.

Cómo servir

  • Corta porciones y colócalas en un plato o fuente.
  • Sirve con una crema dulce de vainilla, tipo crema pastelera o natillas o, con la ayuda de una cuchara de helados, haz una bola con el helado de vainilla y sírvela al lado del strudel de manzana.
Te puede gustar