Tarta de queso y caramelo

Generalmente, el producto suele ser decorado con mermelada de frutas del bosque o con caramelo. A continuación, desarrollamos la opción que incluye este último ingrediente.

La tarta de queso y caramelo es uno de los postres más comunes en el mundo de la repostería, ya que es muy fácil de realizar y no implica el uso del horno.

En realidad, existen tantas variedades en la receta de la tarta de queso y caramelo que resulta muy complicado incluirlas todas. En ocasiones, sí se puede optar por realizar el postre al horno, en otros casos no. Así mismo pueden incluir una base de galleta o descartar el mismo.

Y finalmente, la decoración puede incluir helado, mermelada de distintos sabores, fruta picada, o sirope. Generalmente, el producto suele ser decorado con mermelada de frutas del bosque o con caramelo. A continuación, desarrollamos la opción que incluye este último ingrediente.

Por si te interesa: 3 recetas de postres que puedes hacer en el horno

Cómo preparar tarta de queso y caramelo

Ingredientes

  • 270 gramos de queso cremoso tipo Philadelphia.
  • 210 ml de leche entera y 210 ml de nata líquida de repostería.
  • 65 gramos de mantequilla sin sal y 1 sobre de cuajada.
  • Galletas María, o un producto similar.
  • 8 cucharadas soperas de azúcar.
  • ½ vaso de agua.

Procedimiento

En primer lugar, triturar las galletas María y mezclarlas con la mantequilla. Para que sea más fácil, se puede tener la mantequilla ablandada a temperatura ambiente. No es recomendable derretirla en el microondas porque se desnaturaliza. Después hay que mezclar bien hasta que la masa se despegue de las paredes.

Seguidamente, engrasa un molde, cúbrelo con la masa de galletas y mantequilla y mételo en la nevera durante unos minutos. Aparte, pon en un cazo a fuego medio la leche, la nata y el queso crema.

Hay que calentar mientras se remueve hasta que el queso se derrita y se mezclen todos los ingredientes, sin dejar que la leche hierva. Se recomienda cocinar hasta que se forme una masa cremosa.

Por otro lado, se diluye la cuajada en un vaso de leche para que se deshaga bien y se incorpora al cazo. Es importante no dejar que la masa se espese en exceso. Entonces, saca el molde con la base de la tarta de la nevera y vierte el contenido del cazo en el molde.

Preparación del caramelo

Primero, en un cazo, pon el azúcar y ½ vaso de agua. Entonces sostén el molde a varios centímetros del fuego, para que se caliente el contenido pero sin que se queme. Después hay que ir girando el cazo para que no se pegue hasta que se forme un caramelo líquido.

Seguidamente, vierte el caramelo sobre la tarta, de forma que cubra totalmente la parte superior. Tras ello, hay que meter la tarta en la nevera varias horas para que termine de cuajar. Se recomienda mantenerla ahí al menos 6 horas, aunque lo ideal es que se deje toda la noche. Finalmente, es bueno desmoldar antes de servir.

Para leer más: Postres sin azúcar que deberías probar

Otra opción para preparar tarta de queso y caramelo

Ingredientes para la tarta de queso

  • 4 huevos medianos.
  • 200 gramos de azúcar y 80 gramos de maicena.
  • 500 gramos de queso tipo Philadelphia.
  • 500 ml de nata líquida.

Procedimiento

En primer lugar, hay que precalentar el horno a 180 grados por arriba y por abajo. Seguidamente, en un bol, pon los 4 huevos y el azúcar. Entonces bátelos hasta que se blanqueen y añade el resto de ingredientes, es decir, la nata, el queso crema y la maicena.

Una vez que todo esté bien batido, pon la mezcla en el molde y colócalo en el horno durante 40 minutos aproximadamente, o hasta que al pinchar con un palillo éste salga seco.

Es recomendable desmoldarla sin esperar a que el caramelo se enfríe del todo. De lo contrario, la tarta puede quedarse pegada en el molde.

Preparación del caramelo

Los ingredientes incluyen 8 cucharadas soperas de azúcar y el zumo de medio limón, o el sabor que se le quiera dar.

Para la preparación, selecciona un molde de tarta que se pueda calentar. Cualquier molde de los de metal de horno, por ejemplo. En el propio molde, pon el azúcar y el zumo de limón, o agua, o algún tipo de líquido.

Seguidamente, sostén el molde a varios centímetros del fuego, para que se caliente el contenido pero sin que se queme, y ve girando el molde hasta que se forme un caramelo líquido que cubra todo el fondo. Finalmente, une ambos productos para obtener una tarta de queso y caramelo.

ingredientes

  • Epstein, D. H., & Shaham, Y. (2010). Cheesecake-eating rats and the question of food addiction. Nature Neuroscience. https://doi.org/10.1038/nn0510-529
  • Gutierrez, M. M., Meleddu, M., & Piga, A. (2017). Food losses, shelf life extension and environmental impact of a packaged cheesecake: A life cycle assessment. Food Research International. https://doi.org/10.1016/j.foodres.2016.11.031
  • Grefe, L. S. (2011). Cheesecake versus yogurt. Eating Disorders. https://doi.org/10.1080/10640266.2011.609105