La telemedicina en tiempos de coronavirus

6 abril, 2020
Este artículo fue redactado y avalado por el médico Leonardo Biolatto
La telemedicina permite diagnosticar, evaluar y hacer un seguimiento de la evolución de un paciente, desde la distancia. También favorece el intercambio de información médica entre los profesionales de la salud, evitando el desplazamiento y las demoras.

En la actualidad estamos viviendo una situación complicada debido a la pandemia por el coronavirus. Se trata de un virus muy contagioso. Por ello, se han puesto en marcha una serie de medidas de confinamiento para evitar la expansión de la infección. Una de estas medidas es favorecer la telemedicina.

A lo largo de la historia, todos los tipos de comunicaciones han sido utilizadas por los médicos para poder asistir a los pacientes. Desde el telégrafo, la radio, e incluso la televisión, que se emplearon para comunicarse con personas a las que no se les podía atender personalmente.

Hoy en día, gracias a los avances tecnológicos, las comunicaciones son mucho más sencillas y están al alcance de la mano. Eso también ha supuesto un gran impulso de la telemedicina. En este artículo te explicamos su importancia en tiempos de coronavirus.

¿En qué consiste la telemedicina?

Durante la década de los noventa, la telemedicina creció notablemente gracias a los recursos informáticos que se desarrollaron. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la telemedicina se define como:

La prestación de los servicios de salud por parte de profesionales sanitarios a través de la utilización de tecnologías de la información y la comunicación para el intercambio de información válida para el diagnóstico, el tratamiento, la prevención de enfermedades, etcétera.

Justamente, la OMS afirma que muchísimos países ya utilizan la telemedicina de manera usual. Es un instrumento clave que permite hacer la sanidad más sostenible a nivel económico.

Además, gracias a este método se puede prestar atención sanitaria en zonas de difícil acceso o inaccesibles físicamente. Incluso, en personas que tienen movilidad reducida y no pueden acudir al centro de salud.

telemedicina para el intercambio de estudios
La telemedicina puede emplearse para atención a distancia y para intercambiar estudios entre profesionales

Quizá te interese: Factores de riesgo de mortalidad por coronavirus

Ventajas de la telemedicina

Como ya hemos mencionado, la telemedicina hace posible las consultas a distancia. Para ello se utiliza cualquier medio de comunicación, como el teléfono o los correos electrónicos. Puede servir tanto para el diagnóstico como para hacer un seguimiento del paciente.

Por ejemplo, es muy frecuente que se use para comunicar los resultados de alguna prueba, como las analíticas sanguíneas. Además, permite brindar otro tipo de información a los pacientes, como encontrar el acceso a ciertos documentos vía electrónica.

Por otra parte, la telemedicina también puede servir para seguir formando a los profesionales sanitarios. De esta manera, contactan entre sí especialistas mediante videoconferencias, coordinando y trabajando de manera colectiva.

Podría gustarte: Tipos de test para detectar el coronavirus

¿Qué papel tiene en tiempos de coronavirus?

consulta a distancia para ancianos
La telemedicina es muy útil para personas ancianas que no pueden movilizarse demasiado

Los coronavirus son, en realidad, una familia de virus. El nuevo coronavirus surgió en diciembre de 2019 en China. Se trata de un virus muy contagioso que tiene una mortalidad elevada en personas de edad avanzada.

Puesto que se trata de un virus nuevo, aún no conocemos exactamente todas sus características. Sin embargo, el número de infectados se eleva de manera exponencial. Por ello, se ha decidido establecer un periodo de confinamiento en muchos países.

Además, los centros sanitarios en muchas ciudades están colapsados debido al virus. Es así que la telemedicina está suponiendo un pilar fundamental en esta situación.

En primer lugar, porque permite evitar que los pacientes tengan que acudir al centro de salud. Mediante una simple llamada, una persona con síntomas puede ponerse en contacto con algún profesional sanitario. Así, le explica al completo su situación y sigue  las instrucciones que le indique el sanitario.

De esta manera, si esa persona está realmente infectada, al permanecer en su casa reduce el riesgo de que contagie a alguien más. La telemedicina permite hacer el seguimiento completo del paciente y comprobar su evolución en todo momento.

Usar la telemedicina en tiempos de coronavirus

Es muy importante que hagamos uso de esta herramienta, ya que facilita la atención sanitaria y reduce el riesgo de contagios. Además, permite que los hospitales y los centros no se saturen a causa de un aluvión de casos más leves. Esto también debería ser una decisión de política pública, para poner a disposición de gran parte de la población los mecanismos que aseguren el acceso a las consultas a distancia.

  • OMS | Redes de telemedicina de larga trayectoria que ofrecen servicios humanitarios: experiencia, rendimiento y resultados científicos. (2013). WHO.
  • ¿Qué es la telemedicina? | Atrys Health. (n.d.). Retrieved March 31, 2020, from http://www.atryshealth.com/es/-qué-es-la-telemedicina-_1580
  • Castillejo, J. A. P. (2013). Telemedicine, also a tool for the Family Doctor. Atencion Primaria, 45(3), 129–132. https://doi.org/10.1016/j.aprim.2012.07.006