¿Tienes dolor en los pies? 4 sencillos ejercicios para calmarlo

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Fabián Ávila el 8 diciembre, 2018
Puesto que suelen ser los grandes olvidados en todas nuestras rutinas, si tienes dolor de pies es importante que les prestes atención y les brindes los cuidados que necesitan.

El dolor en los pies es muy molesto. Esta parte de nuestro cuerpo soporta todo nuestro peso y está, casi todo el día, en movimiento. Cuando nos levantamos a beber un vaso de agua, cuando nos vamos a trabajar o realizamos ejercicio físico, los pies están haciendo un gran trabajo.

No obstante, no les solemos prestar la debida atención. Como consecuencia, el dolor en los pies empieza a manifestarse para que, así, los empecemos a cuidar un poco más, permitiéndoles descansar de estar siempre metidos en unos zapatos apretados o de estar demasiado tiempo de pie.

4 ejercicios para el dolor en los pies

1. Si tienes dolor en los pies, camina descalzo

Caminar descalzo por la playa para el dolor de pies

Tal vez tengas la costumbre de estar calzado incluso cuando estás dentro de casa. Esto no es bueno para tus pies, ya que necesitan sentirse libres de cualquier zapato. Y, más aún, si estamos hablando de tacones. Estos últimos potencian el dolor en los pies.

Cuando estés en casa, procura andar descalzo si te es posible. Verás cómo tu dolor en los pies remite con facilidad.

También, es muy positivo que camines descalzo si vas a la playa. El contacto de los pies con la arena hace que esto sea como un suave masaje para tus pies. Sin duda, te lo agradecerán.

2. Mueve los pies

Al igual que hacemos ejercicios para tonificar el rostro o el cuerpo, también es necesario ejercitar los pies. ¿Lo has hecho alguna vez?

Seguro que la respuesta es “no”. Por eso hoy vamos a descubrirte algunos ejercicios que puedes realizar y que no te quitarán mucho tiempo:

  • Durante al menos 2 minutos, prueba a andar de puntillas por toda la casa. Esto, aunque no lo creas, reducirá el dolor en los pies que puedas estar sufriendo.
  • Mueve el pie de manera circular. Esto suele utilizarse como parte del calentamiento antes del ejercicio físico, pero también ayuda a reducir el dolor.
  • Intenta agarrar objetos. Es una buena forma de poner en funcionamiento todo el pie, forzándolo a adoptar algunas posturas que nos pueden resultar algo complicadas, pero que conseguirán ejercitarlo y que el dolor se reduzca.

Hacer estos ejercicios para los pies dos o tres veces a la semana te ayudará a lidiar con el dolor de manera efectiva. Aprovecha el fin de semana para hacerlos o cuando tengas una pausa en el trabajo.

Descubre: La importancia de las pausas activas

3. Utiliza una pelota

Pelota para masajear el pie y eliminar el dolor en los pies

Las pelotas son grandes aliadas para combatir el dolor en los pies. Para utilizarlas, tan solo debes escoger una que no sea ni muy grande ni muy pequeña. Sentado, o de pie, pon el pie encima como si quisieras pisarla y deslízalo hacia adelante y hacia atrás.

Notarás cómo la pelota le está dando un suave masaje a tu pie y cómo el dolor se irá reduciendo. Puedes escoger una pelota rugosa o con algún tipo de textura en su superficie para que el masaje se potencie.

También, puedes introducir variantes al realizar el ejercicio. Por ejemplo, hacer círculos con el pie sobre la pelota o incidir en aquella zona que sientas más dolor.

No te pierdas: Los beneficios del masaje en los pies y técnicas fáciles

4. Mima tus pies

Quizás, las alternativas anteriores para aliviar el dolor en los pies nunca las hayas puesto en práctica. Por eso, también es poco probable que te dediques, al menos, un día a la semana para mimar tus pies.

¿Cómo cuidas tus pies? ¿Cuándo fue la última vez que los sumergiste en agua tibia? ¿Le das algún masaje con las manos?

Hacer esto una vez a la semana te ayudará a lidiar con el dolor en los pies. Además, te recomendamos que utilices una crema cuando los mimes para hidratarlos. La deshidratación y el escaso cuidado de esta parte de nuestro cuerpo es lo que favorece que surjan las durezas.

¿Cómo cuidar los pies?

Le prestamos atención a nuestro rostro, a nuestro cuerpo e, incluso, a nuestras manos. Sin embargo, los pies suelen quedar en el olvido. Por suerte, podemos cambiar esto a partir de ahora.

  • Cuando nos echemos crema en las manos, aprovechemos y echémonosla también en los pies.
  • Durante la ducha, al exfoliarnos el cuerpo utilicemos la piedra pómez para mimar los pies.

Al principio, nos costará acordarnos. No obstante, esforzarnos por atenderlos hará que, poco a poco, tengan su hueco en nuestra rutina de cuidados y belleza.

Esperamos que los ejercicios que hemos mencionado te ayuden a lidiar con el dolor de pies, pero que también te permitan ser consciente de la importancia que tiene que los cuides y los mimes a partir de ahora.