Tiramisú de plátano

El tiramisú original lleva café, pero en este caso lo sustituimos por cacao en polvo que combina mucho mejor con el plátano y además es apto también para niños

El tiramisú de plátano es un delicioso postre proveniente de la cocina italiana. Lo que le da ese toque especial al tiramisú es que, a pesar de que la base de mascarpone es la misma, la variedad de ingredientes con los que se pueden preparar le da un sabor especial a cada uno.

A continuación te traemos la receta para servir en copas individuales, así que presta mucha atención.

Receta para hacer un delicioso tiramisú de plátano

Ingredientes necesarios:

  • 100 mg de mascarpone
  • 1 huevo
  • 30 g de azúcar
  • 150 g de bizcocho
  • 1 plátano
  • 1 vaso de leche con colacao
  • Chispas de chocolate

¿Cómo lo preparamos?

tiramisu naranja

  • Corta el bizcocho en rodajas del tamaño de la copa. Usa la boca de una de las copas para tomar la medida y, después,  quítale unos pedacitos de los bordes.
  • Calentamos la leche con colacao solo un poco. No hay necesidad de que llegue a hervir. Bañamos los bizcochos con ella y los ubicamos bien al fondo de cada una de las copas. Esto nos servirá como la primera capa de nuestro tiramisú.
  • Procedemos a cortar el plátano en rodajas delgadas y las ponemos sobre el bizcocho. Haz esto con cada una de las copas.
  • Separamos las claras de las yemas de los huevos y reservamos en bols hondos por separado.
  • Tomamos las claras y las montamos a punto de nieve. Recuerda batir generosamente hasta que tengas un resultado espumoso y compacto, que no tenga nada de líquido.
  • En el otro bol, revuelve el azúcar con las yemas. Hazlo hasta que ambos ingredientes estén bien incorporados y no haya quedado ni un solo cristal de azúcar.
  • Una vez hayas incorporado bien ambos ingredientes añade el mascarpone.
  • Sigue revolviendo hasta que estén bien mezclados y adiciona lentamente las claras en punto de nieve.
  • Puedes ayudarte de una cuchara o tenedor y revolver despacio hasta que obtengas una mezcla homogénea y sin grumos.
  • Una vez tengas lista esta mezcla, adiciónala a la copa, teniendo cuidado de no derramarla ni dejar gotas en los bordes.
  • Procura no llenarla demasiado, pues la idea es que puedas hacer varias capas. Cuantas más capas tenga mucho más llamativo será el resultado. Normalmente se usan tres.
  • Después de poner tu segunda capa, repite el proceso teniendo en cuenta el orden de los ingredientes: bizcocho bañado en leche con colacao, rodajas de plátano, mezcla.
  • La capa final deberá ser la de plátano para que este sobresalga y quede además como decoración.
  • Cuando hayas finalizado de poner todas las capas, puedes proceder a decorar poniendo en la superficie de la mezcla las chispas de chocolate.
  • Si lo prefieres puedes añadirle también cacao en polvo, canela en polvo o incluso un sirope de fruta para darle sabor, esto dependerá enteramente de tu gusto.
  • Solo te falta llevarlo a la nevera para que tome buena consistencia. Eso sí, no lo vayas a meter al congelador: queremos que se enfríe, no que se congele.

Ya tienes un postre delicioso para disfrutar y compartir con tu familia y amigos.

Consejos adicionales

bizcocho platano

  • En caso de que no te guste el sabor del huevo crudo puedes obviarlo, aunque la receta original lo incluye.
  • Si quieres destacar aún más el sabor del plátano, puedes licuar medio junto a la leche. Le dará una textura más espesa, pero quedará muy sabroso.
  • Te recomendamos usar copas anchas, de las que no tienen mucha diferencia entre la boca y el fondo. Así tendrás la oportunidad de verter una mayor cantidad de contenido.
  • Nosotros usamos para esta receta bizcocho preparado, del que se consigue en el supermercado. S decides hacerlo tu mismo está bien, pero ten en cuenta que debes prepararlo primero.
  • Procura que el plátano esté bien maduro, pero sin llegar a dañarse. De está forma estará bien dulce, blandito y le dará un buen sabor, además de textura a nuestro postre.
  • Para decorar la copa puedes usar un poco de chocolate líquido y ponerlo en los bordes internos del vaso antes de que empieces a servir el tiramisú.
Categorías: Recetas Etiquetas:
Te puede gustar