Tortillas americanas

Si quieres que tus tortitas sean algo menos calóricas puedes sustituir la mantequilla por margarina y la leche entera por descremada. Estos cambios no afectarán al resultado final

Esta es una de las recetas más populares dentro de la gastronomía de Estados Unidos. Las tortillas americanas son una receta fácil de hacer que y que será un perfecto desayuno, ya sea que las consumas solas o que las acompañes de huevos revueltos y bacon. Será además una esponjosa sorpresa para los niños, por ejemplo, en su cumpleaños, incluso puedes invitarlos a la cocina para que te ayuden a prepararlas, así que te enseñamos cómo hacer esta deliciosa receta.

Los ingredientes de este son muy fáciles de conseguir, como son de uso regular, lo más probable es que tengas algunos en casa, por los demás basta con una visita al supermercado para que puedas hacerte con todo lo necesario para prepararla:

Ingredientes

  • 200 gramos de harina de trigo
  • 250 ml de leche entera
  • 4 huevos
  • Media taza de azúcar
  • 1 cucharada sopera de mantequilla
  • Sal

Preparación

tortitas-calientes (hot-cakes)

Esta será una receta que no te tomará mucho tiempo, en especial si eres hábil trabajando con dos hornillas a la vez.

Lo primero que debes hacer es separar las yemas de las claras y reservarlas en distintos recipientes, para usarlas más adelante.

En un bol hondo tamizarás la harina, el azúcar y la sal. Este proceso consiste en pasar por un colador hondo o un tamiz, los ingredientes en polvo, así se desvanecen todos los grumos, lo que será mucho más fácil trabajarlos cuando tengas que incorporarlos a la mezcla. Cuando estén todos los polvos tamizados, procede a crear un volcán con un agujero en el medio.

Pon en el microondas la mantequilla hasta que se derrita, después deja que se enfríe un poco a temperatura ambiente. Añade al interior del agujero de tu volcán de harina y azúcar las yemas, la leche y la mantequilla derretida. Deberás mezclar todo muy bien, procurando especialmente, que los cristales del azúcar se deshagan por completo. También deberás evitar que se formen grumos, por lo tanto, este proceso te tomará un poco de tiempo, pero al final obtendrás una mezcla homogénea, lisa y suave.

ingredientes dulce

A continuación, pon las claras en un bol hondo y empieza a batirlas hasta llevarlas a punto de nieve. Esto es un poco difícil de lograr, por lo que deberás batir con vigorosidad, aunque puedes ayudarte con una batidora en caso de que tengas una. Sabrás que las claras están listas cuando al darle la vuelta al bol, no se derrama nada de líquido y todo tiene una apariencia firme y espumosa.

Una vez has logrado la textura correcta de las claras, puedes incorporarlas lentamente a la mezcla anterior. Usa para esto una cuchara o un tenedor y ve añadiendo la clara haciendo que se deshaga en el interior de la mezcla. Debes procurar que todo quede muy bien integrado, de lo contrario quedarán unas partes esponjosas y otras no.

Pon a calentar una sartén antiadherente a fuego medio, una vez ha alcanzado una buena temperatura, engrasarlo con margarina y cubrir bien el fondo. Ahora con la ayuda de una cuchara sopera, deberás añadir una o dos cucharadas de la mezcla, trata de abarcar la mayor parte posible del fondo, pero eso si, que no te queden espacios muy grandes, porque se verán como huecos en las tortillas terminadas.

Ahora deberás esperar a que se dore por un lado, una vez se ha dorado procederás a darle la vuelta con cuidado de no romperla, ayúdate con una espátula gruesa. Una vez que estén doradas por ambos lados, retírala de la sartén y agrega masa para otra tortilla.

Cuando tengas la cantidad que deseas, sírvelas en un plato apiladas y acompáñalas de miel, mermelada o algún sirope, verás como todos terminarán chupándose los dedos.

Consejos adicionales

  • Si lo prefieres puedes usar leche desnatada, igualmente puedes optar por reemplazar la mantequilla por margarina, ninguna de estas decisiones afectará el resultado final de la receta.
  • Sabrás que la masa está dorándose por el otro lado, porque empezarán a salirle burbujitas del lado que no está sobre el fuego.
  • Hay personas muy habilidosas que le dan la vuelta a las tortillas haciéndolas saltar en el aire. Sin embargo, esto requiere práctica, así que si es tu primera vez con esta receta, mejor dale la vuelta con la espátula.
Categorías: Recetas Etiquetas:
Te puede gustar