Tratamiento de aceite de oliva y ajo para combatir las várices y las arañitas

Carolina Betancourth·
30 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Carlos Fabián Avila al
30 Septiembre, 2020
Además de aplicar este remedio a diario, para mejorar el aspecto de las várices y las arañitas vasculares es fundamental que cuidemos de nuestra alimentación y practiquemos ejercicio

Las várices y las arañitas en las piernas son un problema principalmente estético que muchas personas ─sobre todo mujeres─ desean tratar cuanto antes, tanto si causan dolor y malestar como si no. Para ello, no solo se atienen a las recomendaciones del médico, sino que también buscan métodos alternativos, como el tratamiento de aceite de oliva y ajo.

Si bien son más comunes a partir de los 50 años o durante el embarazo, existen algunos factores que pueden provocar su aparición a edades tempranas. Por fortuna, hay una amplia variedad de tratamientos y productos que mitigan las molestias y disimulan su apariciencia. 

A continuación te comentaremos más acerca de un tratamiento natural a base de aceite de oliva y ajo que, aplicado mediante masajes, podría contribuir con la salud de la piel y el alivio de algunas molestias en casos leves de várices y arañitas.

Un poco más sobre este tratamiento alternativo

Mujer aplicándose crema en las piernas

La combinación de aceite de oliva y ajo viene a ser un ungüento hidratante, apto para la realización de masajes. Si bien no es de uso convencional dado su olor, quienes lo han probado aseguran que han notado cierto alivio.

Desde el punto de vista de los expertos en salud, lo que brinda el alivio no es la mezcla como tal sino la aplicación de esta mediante masajes que ayuden a drenar las piernas. Cabe destacar que este masaje debe ser realizado por un experto, ya que de lo contrario, el exceso de presión o la ejecución de un mal movimiento podrían empeorar las molestias.

Por lo tanto, no vale simplemente con aplicarse la mezcla en las piernas como si se tratase de una crema o loción. De hacerlo así, estaríamos simplemente proporcionándole un extra de hidratación a la piel… con un ungüento muy oleoso y de olor intenso, que bien podría reemplazarse por una opción más agradable desde el punto de vista aromático, como el aceite de coco o el de almendras.

Descubre:Tipos de masajes terapéuticos y sus beneficios

Receta del tratamiento de aceite de oliva y ajo

Si sientes curiosidad por probar el tratamiento de aceite de oliva y ajo, prepáralo siguiendo la siguiente receta. Pero antes de ponerte con ello, te recomendamos que elijas un aceite de oliva extra virgen y ajos enteros frescos, pues según la sabiduría popular indica que así tu piel podría absorber mejor sus propiedades.

Ingredientes

  • 12 dientes de ajo frescos.
  • Aceite de oliva extra virgen (100 g)
  • Un frasco de vidrio.

Preparación

  • Pela los dientes de ajo, córtalos por la mitad y tritúralos, con la ayuda de un mortero, hasta conseguir una pasta.
  • Incorpora el ajo triturado en el frasco y, en seguida, añade el aceite de oliva.
  • Tapa el recipiente y ponlo en un lugar fresco y oscuro, toda la noche.
  • A la mañana siguiente, remueve los ingredientes con un utensilio de madera y cuélalos para separar los restos de ajo.
Jarra con aceite de ajo

Te recomendamos leer: 5 tratamientos para cuidar tu piel con aceite de oliva

Modo de uso del tratamiento de aceite de oliva y ajo

  • Toma un poco de la mezcla de aceite de oliva y ajo, y aplícalo en tus piernas mediante un masaje suave. Es importante que realices movimientos circulares  con las manos para que experimentes alivio.
  • Realiza movimientos continuos y presiona ligeramente con las yemas de los dedos algunas zonas para estimular la circulación.
  • Una vez que hayas pasado varios minutos realizándote el masaje, puedes parar y dejar que el producto actúe sobre la piel. No se absorberá del todo, por lo que puedes dejártelo el tiempo que consideres. Hay quienes se lo dejan entre 20-30 minutos y hay quienes se lo dejan más tiempo.
  • No es recomendable que te vayas a dormir sin ducharte, esto es porque el ungüento es muy oleoso y tiene un aroma muy fuerte que, con el paso del tiempo, puede resultar desagradable. Además, puede ensuciar la ropa y las sábanas.

Algunos aspectos que debes tener en cuenta

Debes combinar el uso de este producto natural con la práctica diaria de ejercicios y una dieta equilibrada. Estos hábitos no solo mejoran la salud circulatoria, sino que disminuyen el exceso de peso y la inflamación, dos factores que afectan la salud de las piernas.

Si consideras que no te están funcionando los masajes que te das en casa, lo mejor es que consultes con tu médico otras opciones para obtener el alivio. Bajo ninguna circunstancia intentes aplicar más fuerza al momento de hacerte masajes o hacer movimientos bruscos porque esto podría resultar contraproducente.

  • Salud, E. De. (2008). Insuficiencia venosa. Espacio de Salud. https://doi.org/10.1157/13061072
  • Moñux, G. (2009). Varices y trombosis venosa profunda. Libro de la salud cardiovascular.
  • Cilveti Gubía, S., & Idoate García, V. (2001). Posturas Forzadas. Ministerio de Sanidad y Consumo.