Tratamiento casero para el acné

A la hora de tratar el acné es necesario tener paciencia y no precipitarse a la hora de elegir un producto u otro.

Si deseas un tratamiento casero para el acné, debes tener en cuenta que el acné no es un problema fácil de atender.

En vista de que que existen muchas hipótesis que no se han probado en cuanto a su origen exacto y la incidencia de factores como la alimentación, para combatirlo, se deben atender varios frentes a la vez.

Los factores que tienen mayor relación con el problema vienen a ser los cambios hormonales, la genética y el uso de ciertos medicamentos. Sin embargo, muchos pacientes insisten en establecer una relación entre algunos alimentos y el empeoramiento de su acné.

Por ejemplo, muchas personas indican que, tras haber comido chocolate, bollería, golosinas o frituras en general, han tenido un brote de acné. Y si bien es posible que haya sucedido, no existe evidencia científica que establezca una relación directa.

¿El tratamiento casero incluye cambiar la dieta?

Por lo general, los dermatólogos indican una serie de pautas relacionadas a la higiene de la zona afectada, frecuencia de limpieza, uso de productos especializados según el tipo de piel, toma de antibióticos u otros medicamentos, uso de protector solar, entre otros aspectos.

Sin embargo, también recomiendan mantener unos buenos hábitos de vida para mejorar o mantener el estado de salud, en líneas generales. En este sentido, hay que recordar que, al cuidar un aspecto, pueden mejorar significativamente otros.

Ahora bien, en lo que respecta a la dieta, cabe señalar que existen algunos estudios que indican que los productos lácteos y los carbohidratos influyen en la aparición de acné. No obstante, no hay conclusiones definitivas.

¿Se pueden incluir remedios naturales?

En el ámbito de la medicina alternativa, se ha recurrido al uso de aceite de pescado, la levadura de cerveza, los alimentos probióticos, las pastillas o cápsulas de zinc (administrados vía oral) y el uso tópico del aceite de té. Y si bien no curan el acné, contribuyen a mejorar el estado de la piel.

Otras medidas que pueden incluirse en un tratamiento casero para el acné son las siguientes: 

  • Tomar suplementos de vitamina A y C o bien, aumentar la ingesta de frutas ricas en estos nutrientes.
  • Tomar bromelaína en comprimidos para reducir la inflamación de los granos.
  • Aplicarse gel o mascarillas de aloe vera, una planta famosa por sus múltiples propiedades beneficiosas para la piel.

Te puede interesar: Crema regeneradora de aloe vera muy fácil de preparar

Tratamiento casero para el acné

Si deseas probar un tratamiento casero para el acné, te recomendamos el siguiente. Se trata de un tónico antiacné preparado con aceites esenciales muy beneficiosos para la salud de la piel.

  • Aceite de jojoba: un aceite ideal para las pieles grasas y acneicas porque emulsiona el sebum y lo elimina. A su vez, hidrata la piel.
  • Aceite esencial de árbol de té: cuenta con propiedades antisépticas y antifúngicas
  • Aceite esencial de manzanilla: cuenta con propiedades antiinflamatorias.
  • Aceite esencial de palmarosa: es antiséptico, bactericida, astringente, cicatrizante y regenerador. Además, tiene un aroma muy agradable.
  • Opcional: gel de aloe vera.

Utensilios

  • 1 recipiente pequeño hermético.
  • 1 cuchara.

Aceites esenciales como ayuda para el trastorno de la apnea de sueño

Elaboración

  • Para elaborar el tónico, lo primero que debemos hacer es, mezclar dentro del recipiente 50 ml de aceite de jojoba con 5 gotas de cada uno de los aceites esenciales.
  • Cerramos bien el recipiente y agitamos con la mano para mezclar bien todos los ingredientes.
  • Abrimos y removemos unas cuantas veces con una cuchara.
  • En caso de que deseemos añadir el gel de aloe vera, deberemos remover un poco más la mezcla, para integrar bien todos los ingredientes.

Modo de uso

  • Tras haber lavado el rostro, aplicamos un poco de la mezcla sobre el área afectada con ayuda de un bastoncillo.
  • Pasados unos 10 minutos, retiramos con agua tibia.
  • Se recomienda usar por la noche, antes de dormir.

Limpiar la cara con agua todos los días.

¿Cómo hallar un buen tratamiento casero?

Para hallar un buen tratamiento casero es necesario consultar con el dermatólogo. El profesional será el más indicado para aconsejarte acerca de qué soluciones naturales puedes probar y qué hábitos de vida te conviene modificar para tratar el acné.

Recuerda, un buen tratamiento casero para el acné no vendrá a constituir una solución mágica al problema. Sin embargo, puede ayudar a combatirlo. En este sentido, se debe tomar como una medida complementaria a las instrucciones del dermatólogo.