Tratamiento casero para eliminar las ojeras

Aydee Castaño · 25 enero, 2014
Las ojeras son un signo común de cansancio, pero también pueden indicar problemas respiratorios, elevados consumos de cafeína  y, por supuesto, una mala gestión del estrés.

A pesar de que las ojeras pueden aparecer por diversas causas, la buena noticia es que existen tratamientos caseros (y naturales) que pueden ayudar a disimularlas e, incluso, hacerlas desaparecer por completo. Por ello, a continuación te compartimos algunos trucos para que los pongas en práctica.

Por supuesto, ningún tratamiento estará completo sin unos buenos hábitos de vida, entre los cuales se destaquen: el buen descanso y una nutrición apropiada. No hay que olvidar que las ojeras no solo indican falta de sueño, sino también el estado de salud de la persona.

Tratamiento para eliminar las ojeras

1. Limpia tu rostro

Antes de empezar con el tratamiento, es necesario lavar el rostro con agua fresca y un jabón apropiado. De esta manera, se eliminarán los residuos oleosos y demás acumulaciones de residuos a lo largo del día.

Limpiar la cara con agua todos los días.

2. Colocar un paño húmedo en los ojos

Coloca un paño húmedo en el refrigerador durante unos minutos. No hay que dejar que se congele, solo que se enfríe lo necesario para colocarlo directamente sobre la frente y los ojos, antes de ir a dormir. Esta viene a ser una versión alternativa del antifaz de gel.

En total, se debe dejar el paño frío sobre los ojos durante unos 5- 6 minutos aproximadamente. Luego se descansa unos 10 minutos y se vuelve a colocar el paño frío sobre los ojos. Repetir esta acción todas las noches antes de dormir, puede ayudar a atenuar las ojeras.

Te puede interesar: 4 recomendaciones para mitigar el cansancio de tus ojos

3. Colócate bolsas de té o infusión

Prepara el té o infusión de tu preferencia y, una vez que se enfríe, escurre ligeramente la bolsita y colócala sobre las ojeras directamente durante unos 20 minutos. Ojo, estas deben estar a temperatura ambiente o tibias. Una vez transcurrido el tiempo, es necesario enjuagarse la cara para retirar los residuos de té.

4. Aplicar rodajas de pepino

Este es un truco muy famoso y no puede faltar en los tratamientos de belleza faciales. Tan solo es necesario cortar un par de rodajas de pepino fresco y luego picarlas por la mitad,  y colocarlas debajo de cada ojera mientras se descansa.

5. Masaje con aceite de coco

Trapo con un coco encima.

Finalmente, mezcla una cucharada de aceite de coco con una cucharada de aceite de almendras y realiza un suave masaje debajo de tus ojos. Déjalo actuar durante veinte minutos. Esta acción no solo ayudará a atenuar las ojeras e hidratar la piel de los ojos sino a favorecer el crecimiento de las pestañas.

¿Y si las ojeras no desaparecen?

Si a pesar de seguir estos tratamientos las ojeras no desaparecen, entonces quiere decir que tu cuerpo te está pidiendo a gritos que le des un poco más de descanso, por eso te damos algunas recomendaciones adicionales que debes seguir para que tus ojos se puedan librar de ese horrible color oscuro que los rodea.

Como primer paso, debes tratar de descansar por lo menos de siete a ocho horas diarias, esta es una de las mejores maneras de acabar con las ojeras.

Lee también: Cómo lograr un sueño de calidad

Asimismo, debes usar a diario una buena crema hidratante que sea especial para el contorno de ojos, de esta manera esa zona de la piel lucirá muy bien. Procura evitar el tabaquismo y el alcohol así como también las bebidas que contengan, demasiada cafeína, puesto que estas remarcan aún más las ojeras.

Haz lo posible por mantener una alimentación saludable, con muchas frutas y verduras; haz ejercicio y toma por lo menos dos litros de agua al día, esto será lo mejor que le puedes aportar no solo a tus ojos quitándote las ojeras, sino a todo tu organismo.

En conclusión

Las ojeras pueden ser más o menos marcadas según sea el caso. No obstante, lo cierto es que no siempre son del agrado de la persona. Y más allá de la solución que pueda ofrecer el maquillaje a la hora de disimularlas, lo que en realidad se desea es atenuarlas tanto como se pueda.

Con este tratamiento para eliminar las ojeras, conseguirás mimarte un poco más y aumentar tu bienestar semanal. Así que anímate a incorporarlo a tu rutina de cuidado personal y verás que los beneficios no solo serán físicos sino también emocionales.