Tratamiento con lentejas, patata y miel para quitar el vello corporal

Raquel Lemos 14 agosto, 2018
Además de ser un tratamiento muy efectivo para quitar el vello corporal, la mezcla de lentejas, patata y sal no es irritante, por lo que podemos repetir su uso sin problemas.

¿Te imaginas utilizar lentejas, patata y miel para quitar el vello corporal? Si los productos dedicados a la depilación no te gustan, te causan irritación o si en un momento concreto quieres depilarte y no tienes ninguno a mano, este tratamiento te va a encantar.

En un principio puede que estos ingredientes te causen desconfianza sobre su efectividad. Lo cierto es que estamos tan acostumbrados a la cera, el láser y otros métodos de depilación que desconocemos cómo algunos alimentos pueden ayudarnos a quitar el vello corporal.

¿Quieres saber cómo crear tu propio remedio para eliminar el vello de tu cuerpo? Entonces te animamos a que continúes leyendo. Aquí te dejamos la receta infalible para decirle “adiós” al vello.

Tratamiento con lentejas, patatas y miel

Tratamiento para quitar el vello corporal

Como bien hemos podido leer en el enunciado, tan solo necesitaremos 3 ingredientes para elaborar nuestro tratamiento para quitar el vello corporal. Para ello, vamos a tener en cuenta las siguientes medidas:

  • 30 gramos de lentejas: la cantidad es la equivalente a 2 cucharadas y es mejor que las lentejas sean amarillas.
  • 50 gramos de miel: puedes medir esta cantidad con 2 cucharadas.
  • 1 patata: su tamaño no es importante, tan solo cerciórate de que está en buen estado.

Además de estos 3 ingredientes necesitaremos agua. También, si lo deseamos, podemos incluir 3 cucharadas (45 ml) de limón a nuestra mezcla, pero esto no es necesario. Con las lentejas, las patatas y la miel es suficiente.

Descubre: 8 interesantes beneficios que te brindan las lentejas

¿Qué debes hacer?

Una vez tenemos todo listo con las cantidades pertinentes, es el momento de ponernos manos a la obra para crear nuestro tratamiento para quitar el vello corporal. Sigue los pasos que a continuación describimos:

  • Pondremos las lentejas amarillas en un recipiente y añadiremos agua hasta que queden cubiertas. Las dejaremos reposar así toda la noche.
  • Cuando nos levantemos, a la mañana siguiente, colaremos las lentejas y las pondremos en un procesador de alimentos para conseguir una pasta.
  • En el momento en el que veamos que las lentejas han formado una masa, añadiremos las patatas y la miel.
  • Volvemos a remover todo esto en el procesador de alimentos y ya está. Nuestro tratamiento para quitar el vello corporal estará ya listo.

Algo que tenemos que tener bien presente es que al añadir la patata, quizás al procesador de alimentos le cueste integrar todos los ingredientes. La pasta de las lentejas puede volverse demasiado compacta y si hemos escogido una patata grande, puede que nos resulte difícil que el resultado nos quede bien.

En estos casos, en lugar de la patata podemos utilizar su jugo. Para hacerlo, tan solo tenemos que tener a mano una batidora o licuadora, meter nuestra patata con algo de agua y remover. Así será mucho más sencillo integrarla con el resto de los ingredientes.

No te pierdas: 12 beneficios del limón que posiblemente no conocías

Cómo aplicar el tratamiento para quitar el vello corporal

Tratamiento para quitar el vello corporal

Ahora que ya tenemos nuestro tratamiento para quitar el vello corporal, debemos aplicarlo de la manera adecuada para que surta efecto. En un recipiente pondremos toda la mezcla que hemos preparado. Como bien mencionamos, además de la miel, si lo deseamos, podemos añadirle limón, aunque no es necesario.

  • Tomaremos un poco de la mezcla y la pondremos en el lugar donde deseamos quitar el vello. Por ejemplo, podemos aplicarla en una de nuestras axilas. No debemos frotar por el momento. Tan solo pondremos la mezcla sobre la zona y la dejaremos reposar durante unos 15 minutos.
  • En el caso de que al quitar la mezcla no se hayan retirado los vellos o quede alguno, podemos dejarla durante más tiempo, 30 minutos. Lo ideal es que esperemos hasta que se seque.
  • Cuando veamos que ya está, entonces sí podemos frotar la mezcla sobre la zona. Después, enjuagaremos con agua tibia.
  • Si no salen todos los vellos, no pasa nada. Este tratamiento no irrita la piel, por lo que podemos volver a aplicárnoslo cuantas veces lo necesitemos.
  • Una vez sepamos el tiempo exacto que debemos dejarlo sobre nuestra piel para conseguir una depilación perfecta, ya no tendremos que poner la mezcla repetidas veces sobre una misma zona.

¿Alguna vez has probado este tratamiento natural para eliminar los vellos de tu cuerpo? ¿Hay algún otro que te haya funcionado? Esperamos que le des una oportunidad y que pruebes esta alternativa a los productos corrientes para retirar el vello.

Te puede gustar