Tratamientos naturales para el acné

Cada persona debe recibir un tratamiento individualizado para el acné, según la causa del mismo.

En primer lugar debemos tener en cuenta que el acné puede ser provocado por muchos factores, uno de ellos es el factor hereditario, lo cual quiere decir que si uno de los padres o ambos sufrieron de acné, es muy seguro que el hijo también tenga esta tendencia a sufrir de esta condición.

Por otro lado, sabemos que los cambios hormonales también pueden causar algunos brotes importantes de acné, aunque en ciertos casos la alimentación también puede jugar un papel importante en el desarrollo de esta afección. Por este motivo no hay un tratamiento único que elimine o mejore el acné a todas las personas, cada una tiene que ser tratada individualmente, puesto que se debe saber cuál puede ser la causa de su padecimiento y se debe tratar desde la raíz del problema.

Una recomendación general para todas las personas que tienen problemas de acné, es tener especial cuidado con los alimentos que consumen, ya que de la calidad de los alimentos depende en gran parte la salud, belleza y calidad de la piel, por lo tanto muchos de los problemas de acné dependen única y exclusivamente de la calidad de la alimentación, por ello es seguro que con una sana alimentación y algunos tratamientos naturales para aplicarlos en la piel, los problemas de acné desaparecen muy pronto.

Alimentos recomendados para quienes tienen acné

Aloe vera

  • Es importante el consumo de alimentos ricos en vitamina A, que se puede encontrar en la zanahoria, las algas marinas y, en general, en todas las frutas y verduras de color anaranjado.
  • De igual manera es importante el consumo de la vitamina C, que la podemos encontrar en los cítricos, en el brócoli, la col y las algas marinas.
  • Se debe consumir leche de procedencia vegetal, como la bebida de soja, de arroz, de almendras, entre otras.
  • Tomar aloe vera combinada con cualquier jugo.
  • Sustituir en lo posible el azúcar por miel o melaza.
  • Preferir en lo posible todos los cereales integrales.
  • Comer abundantes ensaladas con verduras crudas, además de pepino, papaya, arándanos, uvas y aguacate.No se recomienda el consumo de los siguientes alimentos:
  • Se deben evitar los azúcares refinados y las harinas blancas.
  • En lo posible no consumir leche, queso y otros productos derivados.
  • No se deben consumir embutidos, alimentos fritos, procesados y, además, procurar comer pocas carnes.

Una manera de limpiar el organismo y mejorar por lo tanto la calidad y la apariencia de la piel, es consumiendo la infusión de apio, la cual se debe tomar una taza en ayunas y otra antes de acostarse. Se debe tomar todos los días por dos semanas. El apio es una de las plantas que más se recomienda para limpiar el organismo y ayudar a combatir problemas de la piel causados por la acumulación de residuos tóxicos en el hígado y la sangre.

Remedios tópicos

Otra manera natural de luchar contra el acné es mediante la aplicación de algunas mascarillas, entre las cuales podemos destacar la de avena.

La avena es un ingrediente natural que debido a sus propiedades antiinflamatorias y antiirritantes tiene la capacidad de ayudar a combatir los problemas de acné de una manera verdaderamente efectiva, ya que además por ser un producto totalmente natural, no le causa ningún daño a la piel; todo lo contrario, la nutre y la deja suave y tersa.

Mascarilla a base de avena para el acné

agua.de.avena.para.adelgazar3

Dos cucharadas de avena molida, una cucharada de leche en polvo y, dependiendo del tipo de piel, se debe elegir el tercer ingrediente entre yogur, crema o aceite de oliva. Si el tipo de piel tiende a ser seca, el ingrediente final debe ser el aceite de oliva o la crema de leche; si por el contrario la piel es grasa, se debe elegir el yogur.

Para continuar con la preparación de la mascarilla sólo se deben mezclar los ingredientes hasta obtener una pasta suave, la cual se debe aplicar en todo el rostro, incluyendo el cuello, realizando un suave masaje. Se deja actuar durante veinte minutos y si tienes el tiempo y la posibilidad, debes quedarte recostada mientras la mascarilla actúa, luego se debe enjuagar con abundante agua tibia. Enseguida vas a notar la diferencia en la suavidad de la piel. Esta mascarilla se puede repetir dos veces a la semana, ya verás como desaparecen los puntos negros y los granitos de tu rostro.

Esta mascarilla la puedes aplicar en combinación con la infusión de apio y, además, haciendo caso de las recomendaciones alimentarias. De este modo los resultados son mucho más efectivos y rápidos, en poco tiempo tendrás la oportunidad de disfrutar de una piel completamente sana, suave  y libre de acné.

Categorías: Belleza Etiquetas:
Te puede gustar