Cómo tratar el dolor de cabeza sin medicamentos

Algo tan sencillo como relajarte unos minutos con los ojos cerrados, dar un paseo o ducharte puede ser suficiente para aliviar el dolor de cabeza sin tener que recurrir a químicos.

Las jaquecas y las migrañas son muy frecuentes en la actualidad. Pero esto puede obligarnos a consumir demasiados fármacos. Por eso, hoy descubriremos cómo tratar el dolor de cabeza con otras alternativas.

El estrés, las obligaciones, la falta de sueño o las contracturas musculares son los principales detonantes de este problema que afecta a millones de personas en todo el mundo.

A continuación, descubriremos cómo tratar el dolor de cabeza sin medicamentos para no tener que recurrir a los fármacos.

Tratamientos caseros para tratar el dolor de cabeza

Aunque determinados analgésicos sean de venta libre, automedicarnos nunca es una buena idea. Esto solo nos hace dependientes de estos medicamentos y provoca que, con el tiempo, para que surtan efecto necesitemos dosis más elevadas.

Dolor de cabeza

Por eso, puede ser una buena idea tratar el dolor de cabeza con otro tipo de métodos. Porque, quizás, si el dolor es fruto del estrés un paseo al aire libre pueda aliviarlo.

Ver también: Alivia el dolor de cabeza sin recurrir a pastillas aplicando estos 6 consejos

1. Da un paseo

Aunque parezca algo poco apetecible (cuando tenemos jaqueca solo pensamos en dormir, estar en silencio o en sitios oscuros), caminar por el parque y tomar aire fresco puede hacer que el dolor de cabeza se atenúe.

Este remedio es infalible cuando el estrés o la rutina nos agobian. Trata de estar en contacto con la naturaleza por algunos minutos y notarás la mejoría.

2. Toma una ducha

Cuando llegas a tu casa puedes aprovechar para disfrutar de un baño de inmersión o una ducha relajante con agua caliente.

  • Ya que los dolores de cabeza se generan por el estrés o la tensión, pueden desaparecer gracias al efecto tranquilizante del agua.
  • Puedes añadir algunas gotas de aceites esenciales (por ejemplo, lavanda o menta) para aumentar los efectos beneficiosos del baño.

3. Aplica una compresa fría

mujer-con-pano-en-la-cabeza

Si no tienes hielo a tu disposición, puedes mojar una toalla o paño y colocarla en la frente hasta que se seque y quede a temperatura ambiente.

El efecto refrescante relajará los músculos y aliviará el dolor. Será aún mejor si aprovechas para recostarte un poco y cerrar los ojos.

4. Toma una siesta

¿Estás repleto de trabajo y te duele demasiado la cabeza? Descansa un poco, aunque sea reclinando el asiento del escritorio.

Si puedes, toma una siesta de media hora. La jaqueca se reduce considerablemente cuando dormimos.

  • Aunque no puedas darte el lujo de una siesta, al menos, cierra los ojos y relaja los hombros, la espalda y el cuello mientras despejas la mente de preocupaciones y obligaciones.

5. Masajea la zona

Aunque te recomendamos asistir a un experto para que te realice masajes en las zonas afectadas (cuando el dolor de cabeza se debe a una contractura muscular), podemos aliviar los síntomas con una suave presión en la frente, la coronilla, la base del cráneo o las sienes.

  • Los movimientos han de ser giratorios, constantes, durante al menos 15 segundos por zona.

6. Come saludablemente

El dolor de cabeza frecuente puede estar causado por muchos motivos. Uno de ellos es llevar una alimentación desequilibrada. Por ello, si sufres de migraña constante, intenta cambiar tu dieta.

  • Elige un almuerzo liviano compuesto por verduras y frutas, evita el café (bebe infusiones de hierbas) y deja de lado la comida rápida.
  • Para el desayuno o la merienda los batidos verdes son ricos y sanos.
Batido verde

7. Aléjate del ordenador o el móvil

Cuando pasamos muchas horas sentados frente a la pantalla es normal que nos duela la cabeza.

Por eso, si trabajas en una oficina con el ordenador o el móvil, sería bueno que te alejases de estos dispositivos, al menos, durante algunos minutos varias veces en la jornada laboral.

  • Cierra los ojos o mira por la ventana para relajar los nervios oculares y las retinas.

Lee también: Usar mucho el móvil causa dolores cervicales

8. Bebe mucha agua

Existe una relación muy estrecha entre la deshidratación y el dolor de cabeza. Cuando el organismo no tiene suficiente líquido se reducen el flujo sanguíneo y la oxigenación en el cerebro.

  • Apenas aparezcan los síntomas bebe un vaso de agua fría.
  • Trata de cumplir con los 2 litros diarios para evitar esta condición.

Remedios caseros para el dolor de cabeza

Además de las recomendaciones y cambios en los hábitos, existen recetas naturales que ayudan a reducir el dolor de cabeza. Entre ellas destacamos:

1. Clavos de olor

Se pueden usar de diferentes maneras para aliviar los síntomas provocados por las cefaleas por tensión.

  • Por ejemplo, puedes machacar dos o tres clavos de olor y colocarlos en una bolsita o pañuelo de tela ligera. Inhala el aroma por la nariz, muy despacio.
  • También puedes optar por el aceite de clavo de olor embebido en una bola de algodón o paño y hacer el mismo procedimiento.

Clavos rojos2. Jengibre

Esta poderosa raíz tiene muchos beneficios como, por ejemplo, reducir la inflamación de los vasos sanguíneos y curar el resfriado (que también produce dolor de cabeza).

  • Puedes añadir jengibre rallado o molido a tus comidas o infusiones para disfrutar de sus propiedades.
  • En algunas tiendas naturistas venden caramelos de jengibre. Masticarlos alivia las jaquecas.

Te recomendamos leer: 7 beneficios que obtienes por ingerir agua de jengibre con el estómago vacío

3. Canela

Una especia muy útil, no solo en la gastronomía sino también en la medicina, ya que tiene la capacidad de tratar el resfriado común y aliviar las migrañas.

  • Para tomarla varias veces al día, esparce canela en polvo en tus infusiones y postres.

4. Manzana

Esta rica y nutritiva fruta tiene muchas propiedades para equilibrar los niveles ácidos y alcalinos del cuerpo, así como ayuda a aliviar y tratar el dolor de cabeza.

  • Te aconsejamos que comas una manzana cruda con cáscara cuando comiencen los síntomas.

Antes de recurrir a cualquier fármaco, te animamos a que pruebes estas opciones para tratar el dolor de cabeza. En algunos casos, te funcionarán. En otras, quizás, no te quede otra que recurrir a un analgésico.

  • Carper, J. (2012). Los alimentos medicina milagrosa. Editorial AMAT.
  • Del Monaco, R. (2012). Dolores de cabeza, síntomas y enfermedad: un abordaje social sobre la construcción clínica de la migraña. Intersecciones en antropología13(2), 501-511.
  • Gil-Antuñano, N. P., Zenarruzabeitia, Z. M., & Camacho, A. M. R. (2009). Alimentación, Nutrición e hidratación en el deporte. Consejo Superior de Deportes.