Cómo tratar naturalmente la rubeola

Los síntomas de la rubeola son similares a los de un resfriado común pero sus consecuencias pueden ser mucho más perjudiciales, por lo que debemos saber identificarla a tiempo

La rubeola o sarampión alemán es un virus contagioso que se transmite por las vías respiratorias y ataca el sistema ganglios linfáticos del cuello.

La epidemia de rubeola más grande presentada en la historia tomó lugar en los años 1964 y 1965 ocasionando cerca de diez mil casos de abortos y bebés que nacieron muertos. La rubeola puede ser mortal para el feto si la madre se contagia durante el embarazo.

El virus brota 5 o 6 días después del contagio, mostrando erupciones en la piel acompañada de fiebre y dolores articulares.

  • La rubeola tiende atacar los glóbulos blancos y de esta forma afecta al sistema respiratorio.
  • El contagio se produce mediante estornudo o tos. En otros casos por contacto a superficies que contengan el virus como los pañuelos.
  • Después del contagio la persona se mostrará inmune permanentemente ante el virus.

En los niños la rubeola puede traer enfermedades infecciosas como la otitis. En algunos casos la rubeola ataca el sistema nervioso, provocando encefalitis.

  • Esta es una enfermedad que afecta el cerebro y lo puede conllevar  a un riesgo de coma o retraso mental.
  • Se puede prevenir el virus con una inyección de vacuna triple vírica.
  • La persona que no se la administre tiene un 90 % de probabilidades en presentar el contagio.
Tratamiento rubeola.

 

Síntomas de la rubeola

Los síntomas más comunes de la rubeola incluyen:

  • Falta de apetito
  • Aparición de erupciones de color rosa en la piel
  • Inflamación de las glándulas
  • Ojos hinchados
  • Dolor articular
  • Fiebre

A pesar de que estos síntomas son parecidos a los de un resfriado común, no debe confundirse con este. Se recomienda consultar con un médico para estar más seguro al momento de saber si se sufre el contagio o no.

Ver también: Tratamiento de la rubéola

Tratamientos naturales para la rubeola

Tratamiento natural para la rubeola.

La rubeola no tiene un tratamiento específico. Por este motivo, en la medicina se emplean medicamentos para tratar la fiebre y demás síntomas que se presentan.

Hoy te indicaremos algunos remedios naturales para tratar los síntomas de la rubeola.

1. Leche y toronjil

Ingredientes

  • 2 ramas de toronjil
  • 1 vaso de leche 8200 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Lava las ramas de toronjil para eliminar suciedades.
  • En un recipiente vierte la leche y agrega el toronjil.
  • Llévalo a ebullición y deja que hierva durante unos minutos.

Puede beber este remedio de 2 a 3 veces por día para mejorar los síntomas.

2. Manzanilla

Tratamientos naturales para la rubeola.

La manzanilla tiene propiedades analgésicas que ayudan reducir las afecciones causadas por contagios.

Ingredientes

  • 3 tazas de manzanilla (90 g)
  • Agua (la necesaria)

¿Qué debes hacer?

  • Llena la bañera con agua tibia y añade la manzanilla
  • Sumérgete en la mezcla y toma un baño, acompañado de masajes, por unos 20 minutos.

3. Sábila y tomillo

Ingredientes

  • 1 hoja de sábila
  • 2 tazas de hojas de tomillo (80 g)
  • 2 tazas de agua (500 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Extrae el gel de la hoja de sábila y ponlo en un recipiente junto con el agua.
  • Agrega las hojas de tomillo y pon a hervir durante 10 minutos.
  • Tapa el recipiente y deja que repose la infusión de 10 a 15 minutos.

Debes tomar esta infusión 2 o 3 veces por día para mostrar mejoría.

4. Té de jara

Ingredientes

  • 1 cucharada de hojas de jara blanca (15 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • En un recipiente pon a hervir el agua y, cuando alcance el punto de ebullición, agrega las hojas de jara blanca.
  • Deja reposar por 10 minutos y sirve.

Administra este té 2 veces al día durante la enfermedad.

Lee también: Rubéola

5. Infusión de saúco

Ingredientes

  • 3 cucharadas de saúco (45 g)
  • 4 tazas de agua (1 litro)

¿Qué debes hacer?

  • Pon a hervir el agua junto con el saúco y deja que infusione durante 10 minutos.
  • Cuando ya esté listo, apaga y tapa el recipiente y deja reposar por 10 minutos.

Administra esta bebida durante el día.

6. Infusión de frambueso

Ingredientes:

  • 3 cucharadas de hojas de frambueso (45 g)
  • 2 tazas de agua (500 ml)

¿Qué debes hacer ?

  • Pon a hervir el agua y, cuando llegue a ebullición, agrega las hojas de frambueso.
  • Tapa el recipiente y deja reposar por 10 minutos
Infusión de frambueso.

Toma esta infusión 2 veces por día.

Es recomendable que el paciente esté tomando constantemente líquido, ya sea agua o jugos cítricos naturales, para eliminar toxinas que evitan la mejoría pronta. También es conveniente administrar bebidas con altos componentes energético como como el café o el chocolate.

Incluye en tu dieta más vegetales con alto contenido de hierro, como la lechuga, y evita ingerir alimentos altos en grasa que te puedan causar irritación.