7 prácticos trucos de descongestionar la nariz en unos minutos

Katherine Flórez 3 mayo, 2016
Para descongestionar la nariz podemos optar por los remedios orales o bien por las inhalaciones. Para obtener resultados óptimos es conveniente combinar ambos hasta aliviar la condición

No existe un remedio milagroso para descongestionar la nariz; sin embargo, desde hace muchos años se comparten una serie de trucos que pueden reducirlo para que no genere molestias respiratorias. ¿Te está aquejando este síntoma?

Por lo general se presenta cuando hay una infección en las vías respiratorias o alergias. Su causa principal es la inflamación del revestimiento mucoso de la nariz, la cual genera un bloqueo en los conductos nasales, dificultando la respiración.

Si bien no suele representar un problema grave, es necesario prestarle atención para evitar complicaciones y acelerar el proceso de recuperación. Debido a esto, a continuación queremos compartir algunas soluciones que ayudan a hacerle frente. ¡No dejes de probarlas!

Trucos para descongestionar la nariz en minutos

1. Solución salina

lota nasal Breigh Hammarlund

La solución salina casera es uno de los remedios más antiguos para descongestionar la nariz y eliminar el exceso de moco. Por eso, si el síntoma está interfiriendo en la respiración, como primera medida es conveniente probarla.

Ingredientes

  • 1 cucharada de sal marina (10 g)
  • 4 tazas de agua (1 litro)
  • 1 jeringa sin aguja

¿Qué debes hacer?

  • Hierve el litro de agua, agrégale la cucharada de sal y déjala enfriar.
  • A continuación, toma 5 ml de la solución y aplícala en cada una de las fosas nasales.
  • Repite el mismo proceso dos veces y hazlo todos los días.

Lee también: Remedios caseros para la “nariz tapada”

2. Inhalación de vapor

La inhalación de vapor es un buen truco para despejar las vías respiratorias y calmar la congestión nasal. Se puede preparar con agua hirviendo, o bien, añadiéndole hierbas calmantes como la manzanilla o el eucalipto.

Ingredientes

  • 2 litros de agua
  • 1 puñado de flores de manzanilla u hojas de eucalipto

¿Qué debes hacer?

  • Para empezar, agrega el puñado de la hierba elegida en el agua y déjala hervir durante 5 minutos.
  • Pasado este tiempo, retíralo del fuego y, cubriéndote la cabeza con una toalla, comienza a inhalar el vapor que despide.
  • En minutos sentirás un alivio porque la humedad y el calor calman la inflamación.

3. Compresas de agua caliente

Hemorragia-nasal

Otra forma de aprovechar el calor para descongestionar la nariz es con la aplicación de compresas de agua caliente. Debido a su efecto calmante, son ideales para disminuir la irritación que se produce por la acumulación excesiva de moco.  

Ingredientes

  • 1 paño absorbente suave
  • 1 taza de agua caliente (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Sumerge el paño en la taza de agua caliente, a una temperatura soportable para la piel.
  • Posteriormente, aplica la compresa en el área de la nariz y la frente.
  • Déjala actuar de 5 a 10 minutos y retírala cuando sientas alivio.

4. Agua tibia con miel

Las propiedades antibióticas de la miel y su efecto antiinflamatorio ayuda a descongestionar la nariz en caso de infecciones y enfermedades respiratorias. A su vez, produce un efecto calmante ante otras molestias como los constantes estornudos.

Ingredientes

  • 2 cucharadita de miel (15 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Primero, calienta una taza de agua, sin dejarla hervir por completo.
  • Cuando esté tibia, agrégale las cucharaditas de miel y disuélvelas.
  • Para finalizar, consúmela antes de ir a dormir.
  • Repite su consumo hasta sentir una mejoría de los síntomas.

5. Infusión de jengibre con limón

Infusión de jengibre y limón para descongestionar la nariz

El jengibre tiene propiedades antigripales y descongestionantes que mejoran la salud respiratoria cuando los virus atacan. De hecho, gracias a principios activos como el gingerol, refuerza las funciones del sistema inmunitario para evitar que los síntomas empeoren.

Ingredientes

  • 1 trozo de raíz de jengibre
  • El jugo de ½ limón
  • 1 cucharadita de miel (7,5 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Coloca a hervir la taza de agua y, cuando llegue a ebullición, retírala y agrégale el trozo de jengibre.
  • En seguida, déjala reposar a temperatura ambiente, durante 5 o 10 minutos.
  • Luego, agrégale el jugo de limón y consúmelo
  • Repite la ingesta hasta 3 veces al día.

6. Ajo

Las propiedades antibióticas del ajo son útiles para combatir los virus y bacterias que se proliferan en las vías respiratorias. Sus compuestos azufrados disminuyen la inflamación de las vías respiratorias, ayudando a descongestionar la nariz en poco tiempo. 

Ingredientes

  • 1 diente de ajo
  • ½ vaso de agua (100 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Machaca un ajo crudo y añádelo en un recipiente con 100 ml de agua.
  • Déjalo macerar algunas horas y echa el líquido en un gotero.
  • Aplica 10 gotas en cada fosa nasal y repite su uso dos veces al día.

Visita este artículo: 7 beneficios de consumir ajo y miel en ayunas durante 7 días

7. Cebolla

Tratamiento con jugo de cebolla para el cabello

Con efectos muy similares a los del ajo, la cebolla es otro buen remedio para liberar las fosas nasales y calmar la congestión. Además, fortalece las defensas y favorece el alivio de las infecciones y alergias.

Ingredientes

  • 1 trozo de cebolla

¿Qué debes hacer?

  • Corta una cebolla por la mitad y huele durante 4 o 5 minutos.
  • Repítelo dos veces al día, hasta aliviar la inflamación.

Estos sencillos remedios para la congestión de las fosas nasales son algunos de los más usados y efectivos. Sin embargo, es importante reforzar su aplicación con el consumo de una dieta rica en vitamina C y antioxidantes. 

Bibliografía

Te puede gustar