Trucos para que tu hogar huela siempre bien

Lorena González · 5 febrero, 2018
Las flores y los ambientadores caseros son una buena opción para aromatizar nuestro hogar. También es importante mantener una ventilación adecuada.

A veces nos esforzamos por mantener la higiene en nuestro hogar, y aún así no logramos que huela tan bien como desearíamos.

Si te ocurre esto, no te preocupes porque te daremos una serie de trucos para conseguir que los espacios de tu casa permanezcan con un buen aroma.

1. Apuesta por los neutralizantes de olor

bicarbonato

 

Existen en el mercado neutralizantes de olor de lo más interesantes. Un ejemplo, es el bicarbonato de sodio que es un producto con gran capacidad para absorber olores.

Como explica Joe Schwarcz, director de la sociedad científica McGill, la mayoría de los malos olores provienen de elevados niveles de PH producidos por bacterias. El bicarbonato de sodio tiene la propiedad de neutralizar la acidez del PH, absorbiendo así el mal olor.

Bastará con que pongas en un recipiente un poco de bicarbonato y unas gotas de limón en diferentes rincones de la casa. Eso sí, es importante que estén fuera del alcance de los niños.

El carbón vegetal es otra de las opciones que tienes. Se trata de una opción muy eficaz para neutralizar olores fuertes y para ambientes en los que hay mucha humedad.

Para que sea eficaz debes renovarlo cada cierto tiempo.

Lee también: Beneficios de tomar agua con vinagre y bicarbonato antes de las comidas

2. Mezcla agua y vinagre blanco

El vinagre neutraliza los olores alcalinos y además elimina las bacterias que producen mal olor.

Una ventaja del vinagre es que su olor desaparece rápido y no deja en tu hogar los residuos alérgicos de los aromatizadores comerciales.

Para combatir cualquier olor que se haya generando entre fogones solo mezcla en un recipiente partes iguales de agua y vinagre blanco.

Luego puedes añadir alguna planta aromática o cáscaras de cítricos.

Déjalo en la cocina para que absorba los malos olores mientras cocinas y listo. Se trata de un remedio eficaz contra el olor a tabaco y que puedes aplicar en cualquier parte del hogar.

3. Haz tu ambientador casero

Ambientador

Para hacer un ambientador bastará con que colocar en un atomizador lleno de agua 15 gotas de aceite de lavanda o de limón, y mezclar bien los ingredientes.

Esta preparación te servirá para perfumar cada rincón de la casa.

Los ambientadores caseros son una gran opción para ponerlos junto a las ventanas, ya que la misma corriente de aire los hará circular y mejorará el olor.

Visita este artículo: Bálsamo labial casero de lavanda y caléndula para labios secos y sensibles

4. Las flores, una opción natural para tu hogar

Las gardenias, los geranios o las orquídeas pueden ser una buena posibilidad si lo que buscas es aromatizar los ambientes.

Las flores de jazmín también pueden ser una buena opción. Colócalas en un recipiente con agua y desprenderán un gran perfume.

5. Opta por los purificadores de aire caseros

Un purificador de aire es una de las posibilidades más óptimas de cara a lograr eliminar todo tipo de olores y agentes contaminantes, como puedan ser los virus y las bacterias.

Se trata de una opción particularmente útil cuando se tienen mascotas, puesto que lograrás que tu casa huela a limpio.

  • Aromatizantes naturales de vainilla.
    Para hacerlo solo tendrás que poner en un bol un algodón impregnado en esencia de vainilla e ir añadiendo gotas cada 6 horas.
  • Ambientador de pino casero.
    Para hacerlo hierve tres ramas de pino, dos hojas de laurel y una nuez moscada, para lograr preservar el aroma más tiempo hazlo a fuego lento.
  • Ambientador de naranja.
    Parte una naranja por la mitad, vacíala y rellena su interior con sal gruesa. Ponla en un recipiente para que no se derrame y tendrás un estupendo ambientador casero.
  • Ambientador de romero.
    Hierve
 hojas de romero durante una hora acompañadas de rodajas de limón. Luego agrega unas gotas de esencia de vainilla, podrás usar esta mezcla durante dos días.
  • Ambientador a base de flores secas.
    Corta en trozos grandes pétalos de rosa, hojas de laurel, eucalipto, tomillo y salvia. Luego qe mézclalo todo bien y úsalos en saquitos. Si ves que va perdiendo aroma sólo tendrás que añadir unas gotas de alcohol.

6. No te olvides de ventilar la vivienda

Cerrar las ventanas

Sin duda una de las claves que no debes olvidar es la ventilación. Ventila cada mañana tu hogar. Se trata de un punto muy importante y sencillo de hacer.

Bastará con que lo hagas durante 10 minutos para ya lograr renovar el aire y barrer cualquier mal olor que haya quedado en el ambiente.

Además, intenta que la ventilación tenga una corriente y que no quede dando vueltas dentro de la casa para que realmente tenga el efecto deseado.

La idea es que el aire de tu hogar se renueve y aromatice de manera adecuada.