Trucos y consejos para adelgazar

Juan Camilo Flórez·
05 Marzo, 2020
Conoce algunas recomendaciones que hacen mujeres que han logrado adelgazar sin recurrir a dietas mágicas o bruscas que pueden afectar la salud.
 

A continuación te presentamos algunas de las recomendaciones que hacen la mayoría de las mujeres que han logrado adelgazar sin necesidad de dietas extrañas y extremas. Por el contrario, las dietas para adelgazar que son bruscas y “dietas mágicas“, suelen tener efecto rebote. Finalmente, la persona recupera su peso o más, y puede deteriorar su salud.

También lee 9 dietas no recomendadas por los nutricionistas

dieta saludable para adelgazar

12 trucos y consejos para adelgazar fácilmente

Los trucos y consejos que se muestran a continuación podrían no ser de ayuda en tu caso. Te recomendamos acudir a un nutricionista si buscas una dieta para adelgazar.

Reducir el zumo con agua

Puedes reducir las calorías de un vaso de zumo si diluyes la mitad con agua.

Consumir té verde

 

El té verde es una alternativa saludable para perder y mantener el peso gracias a sus propiedades como las catequinas. Así lo confirman estudios como el publicado en 2009 en la revista International Journal of Obesity.

¿Qué hay de los batidos dietéticos?

No es recomendable tomar batidos dietéticos únicamente. Pueden no ser saciantes y no aportar todo lo que tu organismo necesita.

Cambiar la mantequilla por el aceite de oliva

Cambia la mantequilla común por aceite de oliva. Esto puede ser una buena idea para perder peso, ya que la mantequilla contiene grasas saturadas, mientras que el aceite de oliva se compone de grasas monoinsaturadas. Esto provoca un efecto diferente al del aceite de oliva en los lípidos en sangre, lo que también puede traducirse en efectos diferentes en el colesterol. En resumen, según las investigaciones, parece que el aceite de oliva es más beneficioso para nuestro organismo.

Bebe mucha agua

El consumo de agua reduce la ingesta de energía alimentaria entre los adultos de mediana edad y mayores. Así lo avala un estudio publicado en 2012 en la revista Obesity. Al parecer, cuando se combina con una dieta hipocalórica, el consumo de 500 ml de agua antes de cada comida conduce a una mayor pérdida de peso que una dieta hipocalórica sola en adultos de mediana edad y mayores. Esto puede deberse en parte a una reducción aguda en la ingesta de energía de las comidas después de la ingestión de agua. Además, el agua es clave para mantenerse hidratada.

 

No reduzcas tu ingesta de calorías al mínimo

Por ejemplo, comee ensaladas puede ser una buena idea, pero estas deben ser suficientemente nutritivas. Combínalas con todos los nutrientes necesarios para el organismo, como fibra y proteínas, evitando las grasas saturadas.

Por otro lado, es importante no excederse con la comida entre horas. Modera la cantidad de alimentos que consumes entre comidas.

Realiza actividad física

Mantente en movimiento. La actividad física es necesaria si queremos bajar de peso, ya sea subiendo una escalera, montando bicicleta o yendo a trabajar caminando.

Cuando estés terminando tu rutina de ejercicios, aumenta la velocidad en la última vuelta para aumentar el rendimiento. Aunque esto puede no ser recomendable en tu caso, por lo que te recomendamos consultar con un especialista si te es posible.

También puedes inventar tu propio desafío. Por ejemplo, cuando te de un antojo, haz diez sentadillas u otro ejercicio para que la tentación pase.

 

Busca tu propia inspiración

Fabrica mensajes alentadores y ponlos en toda tu casa para recordarte que eres fuerte y puedes con el proceso.

¡No te bebas tus calorías!

En vez de consumir refrescos, mezcla limón con estevia y agua para reemplazar líquidos con calorías. 

También lee Cómo hacer mermelada con estevia: fácil y sano

té verde

Finalmente…

Recuerda que más allá de la dieta elegida, lo que importa es tu determinación y ganas de cambiar tu estilo de vida. Debes tener voluntad y compromiso. Pero, siempre consulta a un médico especialista para que te examine y confirme que no te falte ningún nutriente. Por supuesto, recuerda que lo que aquí hemos descrito son solo consejos que podrían no funcionar en tu caso. Por eso te recomendamos que acudas a un especialista si necesitas ayuda profesional.

 
  • Hursel, R., Viechtbauer, W., & Westerterp-Plantenga, M. S. (2009). The effects of green tea on weight loss and weight maintenance: a meta-analysis. International journal of obesity, 33(9), 956.
  • Dennis, E. A., Dengo, A. L., Comber, D. L., Flack, K. D., Savla, J., Davy, K. P., & Davy, B. M. (2010). Water consumption increases weight loss during a hypocaloric diet intervention in middle‐aged and older adults. Obesity, 18(2), 300-307.
  • Khaw, K. T., Sharp, S. J., Finikarides, L., Afzal, I., Lentjes, M., Luben, R., & Forouhi, N. G. (2018). Randomised trial of coconut oil, olive oil or butter on blood lipids and other cardiovascular risk factors in healthy men and women. BMJ open, 8(3), e020167.
  • La actividad física y el corazón | National Heart, Lung, and Blood Institute (NHLBI). Retrieved 5 March 2020, from https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/espanol/la-actividad-fisica-y-el-corazon