Preparar trufas de avellana y chocolate

Mariela Ibarra Piedrahita · 18 enero, 2019
No hay por qué renunciar al dulce cuando se trata de llevar una dieta equilibrada. Tampoco aunque se esté intentando adelgazar o se quiere seguir un estilo de vida saludable.

Se pueden preparar muchas recetas de postres buenos, como galletas, quesos vegetales, o magdalenas. Sin embargo, las trufas de avellana son especialmente fáciles de preparar y  tienen un sabor espectacular. Por ello, son el postre favorito de muchas personas.

No hay por qué renunciar al dulce cuando se trata de llevar una dieta equilibrada. Tampoco aunque se esté intentando adelgazar o se quiere seguir un estilo de vida saludable. Lo importante es seleccionar adecuadamente los ingredientes. Evitado aquellos que resultan perjudiciales, como los productos procesados o los endulzantes refinados, y seleccionar alimentos sanos como los frutos secos o los dátiles.

Es importante consumir siempre en cantidades adecuadas cada alimento, y nunca excederse en el consumo. Los postres, en concreto, es recomendable que comerlos con moderación. Pero eso no excluye que el hecho de disfrutar de unas sencillas y deliciosas trufas de chocolate y avellana de vez en cuando.

avellanas

Por si quieres leer más: 3 recetas de postres que puedes hacer en el horno

Ingredientes y utensilios necesarios

Para preparar el postre de trufas de avellana y chocolate será necesario contar con los siguientes elementos;

  • 50 gramos de azúcar y 100 gramos de avellanas tostadas sin piel.
  • 100 gramos de crema de avellana y 150 gramos de chocolate negro.
  • 25 gramos de crema de leche y 75 gramos de mantequilla.
  • 1 yema de huevo y 25 gramos de cacao en polvo.
  • 50 gramos de azúcar pulverizada.

Los utensilios con los que habrá que contar incluyen 2 ollas para el baño de maría y un cuchillo para cortar. También será necesaria una trituradora y recipientes para reservar los ingredientes. Finalmente, será bueno tener a mano un molde para trufas redondo.

Preparación de las trufas de avellana con chocolate

En primer lugar, tritura las avellanas con un cuchillo o mételas a la trituradora hasta que queden pequeñas, pero no dejes que se pulvericen. La idea es que le aporten textura a las trufas. Divide en dos mitades y resérvalas en recipientes separados.

Después, trocea el chocolate en piezas pequeñas y reserva. Tras ello, prepara al baño maría y derrite la mantequilla. Una vez lista la mantequilla, pon el chocolate y cuando se encuentren bien mezclados, procede a colocar la crema de leche.

Cuando tengas una mezcla cremosa y suave incorpora el azúcar blanco y revuelve muy bien, hasta que se hayan desecho los cristales de azúcar.

Por último, añade una de las partes que has reservado de las avellanas y la yema de huevo. Revuelve vigorosamente y retira el chocolate del fuego. Vierte un poco del chocolate en los moldes, solo para cubrir un poco el fondo y el borde de las mismas.

trufa menta

Entonces, pon el resto del chocolate de vuelta al fuego, pero esta vez ponlo bajo. Refrigera el molde por unos minutos, hasta que el chocolate tome consistencia. Pon una cucharada pequeña de crema de avellana en el interior de cada trufa, justo en el centro. Espolvorea un poco de avellanas en el interior.

Tras ello, cubre lo que queda del molde con el chocolate restante e introduce nuevamente el molde a la nevera durante 20 minutos. Después, desmolda con cuidado las trufas para no dañarlas y pásalas por un recipiente con el cacao en polvo. Finaliza la decoración espolvoreándolas con el azúcar pulverizado.

Tal vez te interese: Prepara un delicioso mousse de chocolate con esta receta casera

Datos de interés sobre las trufas de avellana

Es importante prestar atención a que la mezcla no resulte demasiado pegajosas y blandaa. Tampoco tan seca que sea imposible unir la masa.

Si está muy pegajosa, es posible solventar el problema añadiendo más ingredientes sólidos como cacao o dátiles. O también meter la masa en el congelador unos 15 ó 20 minutos antes de hacer las bolitas. Si por el contrario, está muy seca, añade más sirope de arce o cualquier otra melaza o sirope. Asegúrate de cubrir bien los bordes del molde con el chocolate, de otra forma se derramará el relleno en cuanto desmoldes.

Del mismo modo, si no se cuenta con un molde para trufas, se puede llenar una manga pastelera con el chocolate cuando se encuentre tibio y, con ayuda de una boquilla gruesa, ir haciendo montículos sobre una bandeja recubierta de papel para hornear.

Como se ha podido comprobar, es posible realizar un postre saludable y dulce de forma casera. Es recomendable informarse siempre acerca de las propiedades y características de los alimentos antes de comprarlos. De este modo se podrá mantener más fácilmente una dieta equilibrada.

  • Farmaciabio, https://www.farmacia.bio/avellana/
  • Truffle and truffle, http://www.truffle-and-truffe.com/recettes-uk.htm
  • Tartufi, https://www.tartufi.it/en/truffles/we-prepare-the-truffle/