Cómo hacer una buena dieta para aliviar la migraña

Aunque la migraña puede tener muchos detonantes, una buena dieta puede ser determinante para controlar las crisis. Es importante saber cuáles son los alimentos irritantes que se deben evitar.

La migraña es una de las dolencias que más incapacidad produce en la población. Se describe como un dolor pulsátil e intenso que afecta uno o ambos lados de la cabeza. A menudo ocurre de forma esporádica, pero también puede ser un trastorno crónico. Puedes llevar una dieta para aliviar la migraña que te ayudará.

Si bien su principal característica son las cefaleas fuertes, se puede acompañar con dificultades en la visión, problemas de concentración y molestias gastrointestinales. Además, las crisis pueden durar entre 4 y 72 horas, siendo motivo de consulta médica.

En la actualidad hay una amplia variedad de fármacos y remedios que pueden ayudar a paliar sus efectos. No obstante, muchos han logrado disminuirla a través de la alimentación. De hecho, aunque hay muchos desencadenantes, esta podría ser clave para su control.

¿Cómo hacer una buena dieta para aliviar la migraña? Hay alimentos permitidos y “prohibidos”. Por esta razón, a continuación queremos compartir en detalle qué conviene comer y cómo mejorar en general la alimentación.

Consejos para hacer una buena dieta para aliviar la migraña

La exposición a ambientes contaminados, el exceso de estrés y los cambios hormonales son algunos de los desencadenantes de los episodios de migraña. Todos estos pueden producir una dilatación de las arterias situadas en el cráneo, dando origen a los síntomas.

Mujer con migrañas.

Del mismo modo, una dieta mal diseñada y rica en alimentos irritantes puede ser un detonante. Debido a esto, es fundamental mejorar los hábitos alimentarios e identificar las comidas que pueden producir o empeorar una crisis. En el siguiente espacio te damos algunos consejos.

Te interesa leer: 9 trucos para lograr un cambio indoloro en tus hábitos alimentarios

Respetar los horarios de comida

Mantener unos horarios fijos de comida, o evitar pasar más de tres horas sin comer, es una medida sencilla para aliviar la migraña. Esto permite mantener la glucosa estable en la sangre, lo cual evita las reducciones drásticas de azúcar para el cerebro.

Evitar el consumo de dulces

Consumir demasiados dulces aumenta de peso y dificulta el control de los niveles de inflamación. Por lo tanto, para mejorar la dieta para aliviar la migraña, es primordial evitar toda fuente de azúcar refinado (caramelos, jaleas, jarabes, postres, entre otros).

Limitar el consumo de sal

La mayoría de las personas consume más de la cantidad de sal recomendada, pasando por alto sus efectos en el cuerpo. Lo cierto es que el exceso de sodio afecta los procesos inflamatorios y es una causa de retención de líquidos, problemas de circulación y migrañas.

Limitar el consumo de sal.

No tomar bebidas alcohólicas

Las toxinas que contienen las bebidas alcohólicas pueden favorecer la aparición de los síntomas de migraña. De hecho, tienen un efecto hipoglucemiante que puede producir bajones de azúcar en la sangre y sensación de fatiga.

Evitar la mezcla de féculas

Combinar varias fuentes de féculas en una misma comida puede ser la razón de las migrañas. Esto se debe a las dificultades que producen en el sistema digestivo, lo que puede desencadenar una reacción inflamatoria. Algunos ejemplos de féculas son:

  • Pan y bollería
  • Pasta y arroz
  • Patatas
  • Remolacha
  • Maíz
  • Plátanos
  • Calabaza

Dieta para aliviar la migraña: alimentos permitidos y prohibidos

La dieta para aliviar la migraña propone incrementar el consumo de los alimentos que favorecen el control del síntoma. Asimismo, implica restringir aquellos que contienen sustancias irritantes que se asocian con la aparición de este problema.

Alimentos permitidos

  • Aceite de oliva
  • Pescados magros
  • Vegetales y frutas frescas
  • Carnes blandas (pechuga de pollo pavo)
  • Hierbas y especias
  • Cereales integrales

Alimentos prohibidos

  • Chocolates
  • Embutidos (salami, tocino, jamones, salchichas, chorizos)
  • Encurtidos y alimentos en conserva
  • Mantequilla de maní
  • Café y té negro
  • Quesos maduros (cheddar, gouda o edam)
  • Condimentos artificiales (sazonadores, sopas empacadas, salsas picantes)
  • Harinas refinadas o productos de bollería
  • Dulces y azúcar refinada
  • Frituras y meriendas de paquete

Debes leer: ¿Por qué debes evitar las harinas refinadas? Descubre sus 7 efectos negativos

Ejemplo de menú de dieta para aliviar la migraña

Hay muchas alternativas para mejorar los menús cuando hay crisis de migraña. A continuación compartimos un sencillo ejemplo que puede servir como base para mejorar la alimentación al sufrir esta condición.

Menú saludable.

Desayuno

  • Vaso de leche de arroz
  • Tazón con cereales integrales
  • Kiwi picado

Media mañana

  • Infusión al gusto (jengibre, menta, canela, etc.)
  • Tostadas integrales con tomate

Almuerzo

  • Infusión o té
  • Ensalada de lentejas con atún y verduras
  • Porción de fresas

Merienda

  • Leche de almendras
  • Copos de avena con fruta picada

Cena

  • Crema de calabacín
  • Ensalada de pollo
  • Manzana asada.

¿Sufres migrañas recurrentes? Entonces sigue esta sencilla dieta y controla los síntomas con una buena alimentación. Además, si el síntoma persiste o es recurrente, consulta al médico. Aunque no siempre es grave, a veces es necesario evaluar otras causas para determinar un tratamiento apropiado.