Una cucharada de miel al día y tu cerebro lo agradecerá

La miel es deliciosa, aporta a nuestro cerebro la energía que necesita para funcionar correctamente y nos protege de enfermedades neurodegenerativas. ¡Y solo es necesario tomar una cucharada al día!

Una cucharada de miel al día puede ser todo un milagro para favorecer tu salud cerebral. Ahora bien, cuida de que la miel sea lo más pura y natural posible.

La naturaleza siempre es sabia y pone a nuestro alcance modos maravillosos de potenciar nuestro bienestar, y la miel se convierte en ese combustible sano que nuestros procesos cerebrales necesitan. Te damos toda la información en el siguiente artículo, invitándote una vez más a que nunca pierdas de vista estos recursos naturales que tanto nos ayudan en el día a día.

¿Ya tomas una cucharada de miel al día?

Los estudios que se realizan cada año al respecto son muy positivos. No obstante, en esta ocasión queremos descubrir la relación entre la miel y el cerebro.

Fuente nutricional para nuestro cerebro

Para empezar, hay que tener en cuenta que el cerebro necesita casi un 20% de la energía total de nuestro organismo. Necesita, por así decirlo, un alto nivel de combustible.

Miel para dejar de roncar. Cucharada de miel.

Algo común que solemos hacer para encontrar energías rápidas con las cuales activarnos y funcionar es tomando una buena dosis de cafeína o algo dulce. El café es algo que, si bien es saludable, debemos tomar con mesura. En cuanto a los azúcares, no dejan de ser calorías vacías que duran apenas una hora y que traen consecuencias negativas en nuestro organismo.

Según un estudio realizado en el 2014 en el departamento de biología molecular de la Universidad Jahangirnagar de Bangladesh, la miel es uno de los alimentos más recomendables para nutrir nuestro cerebro. Es un alimento altamente energético que activa de inmediato el cerebro, potencia nuestra memoria y nos ayuda a empezar el día de forma muy saludable.

La miel es rica en fósforo, magnesio, hierro, cobre, cinc y manganeso, sin olvidar el calcio. Es importante recordar que nuestras células cerebrales necesitan una dosis adecuada de calcio para generar electricidad y favorecer la conexión neuronal.

La miel combate la demencia

Según el estudio citado con anterioridad, uno de los alimentos más recomendables para luchar contra la aparición y los efectos de la demencia es la miel.

Una cucharada de miel al día nos puede proteger frente a múltiples enfermedades neurodegenerativas gracias a su alto índice de polifenoles. Las investigaciones sugieren que los componentes polifenólicos de la miel luchan frente a la oxidación celular y combaten la inflamación de los tejidos neuronales.

La miel es muy recomendable durante la menopausia

Según un interesante trabajo publicado en una revista científica norteamericana sobre la menopausia, el consumo regular de miel en las mujeres postmenopáusicas puede resultar muy adecuado. Las razones serían las siguientes:

  • El descenso de la producción de estrógenos en el cuerpo de la mujer trae como consecuencia muchas veces un déficit en la memoria y en problemas a la hora de concentrarse.
  • También hemos de tener en cuenta que son las mujeres quienes más sufren ese déficit de calcio en el organismo, y que ocasiona, como ya sabes la descalcificación ósea.
  • Algo tan sencillo como tomar una cucharada de miel puede mejorar nuestros procesos cognitivos de una forma muy notable.

Una cucharada de miel para dormir mejor

Antes te señalábamos que una cucharada de miel te ayuda a empezar el día con muchas más energías, así que ahora es posible que te sorprenda que te digamos que puede facilitar tu descanso. ¿Cómo puede ser?

Si por la mañana la miel es muy adecuada para nuestro cerebro, por la noche es nuestro hígado quien lo va a agradecer. ¿La razón? Es a estas horas de la noche cuando lleva a cabo múltiples tareas de depuración, con lo cual, esa dosis de combustible le es muy favorable.