¿El uso del papel aluminio para conservar nuestras comidas es seguro?

La diferencia de tono de los dos lados del papel de aluminio solo radica en el proceso de fabricación, que deja uno más brillante que el otro

Durante décadas, el papel aluminio ha sido uno de esos elementos presentes en gran parte de las cocinas de todo el mundo, debido a su versatilidad y gran cantidad de usos en la misma. Este material se ha utilizado cómodamente para envolver alimentos, conservarlos por más tiempo o facilitar su cocción. Sin embargo, desde hace un tiempo se ha convertido en un tema de debate, ya que se dice que utilizarlo no es del todo seguro.

Aunque se cree que faltan evidencias científicas para decir que el papel aluminio puede influir en la aparición de enfermedades, algunos países como Francia, Bélgica, Alemania, Reino Unido o Brasil ya han prohibido su uso con fines alimentarios. En el resto del mundo se le sigue dando uso en la cocina y la mayoría de personas desconoce los  riesgos de utilizar con frecuencia este material.

Pequeñas cantidades de aluminio se podrían filtrar en los alimentos

Según datos de la Autoridad Europea para la Seguridad de los Alimentos (EFSA, por sus siglas en inglés) los alimentos que entran en contacto con papel o recipientes de aluminio pueden filtrar pequeñas cantidades de este metal. En investigaciones recientes se encontró que el calor es el responsable de que el aluminio se filtre en el alimento, por lo que a mayor temperatura, mayor es la absorción del metal en el alimento. En el estudio se midieron los niveles de aluminio en los alimentos después de ser cocinados, recalentados o enfriados en este material y se encontraron cantidades que podrían ser peligrosas para la salud.

De esta misma forma, la Universidad Americana de Sharjah y el Instituto del petróleo de Abu Dhabi (ambos de Emiratos Árabes Unidos) advirtieron que el aluminio se filtra especialmente en alimentos ácidos y vegetales como el tomate, las especias, el vinagre, los cítricos o la sal.

Pequeñas-cantidades-de-aluminio-se-podrían-filtrar-en-los-alimentos

Posibles problemas de salud a mediano y largo plazo

Al llegar al organismo, el aluminio se distribuye en la mayor parte de los tejidos del cuerpo y se puede acumular en algunos de ellos, principalmente en el óseo. Las alarmas se han encendido en especial para las mujeres embarazadas, ya que existe la posibilidad de que el aluminio  traspase la placenta y llegue al cerebro del feto. En otras hipótesis se ha sugerido que la acumulación de este mineral puede estar relacionada con la enfermedad de Alzheimer, algunos tipos de cánceres y la infertilidad. Sin embargo, todos estos temas se siguen debatiendo y carecen de más evidencia científica para llegar a hacer afirmaciones.

La Agencia para sustancias y el registro de Enfermedades (ATSDR, por sus siglas en inglés) asegura que todos estamos expuestos a niveles bajos de aluminio en el aire, en el agua, suelo y en los alimentos que consumimos, pero que solo cuando la exposición es alta puede derivar problemas de toxicidad y enfermedades.

Posibles-problemas-de-salud-a-mediano-y-largo-plazo

Contaminación ambiental

La industria del papel aluminio está considerada como una de las más contaminantes por el impacto ambiental que genera. El aluminio es un metal que se extrae de un mineral llamado bauxita, cuyo proceso de extracción genera residuos y deterioro de ríos y acuíferos. Por si fuera poco, el proceso de fabricación del papel aluminio necesita un alto consumo de energía.

Consejos para darle un mejor uso al papel aluminio

Consejos-para-darle-un-mejor-uso-al-papel-aluminio

  • El papel aluminio se puede utilizar por cualquiera de sus lados ya que la diferencia entre el color mate o el brilloso es solo su proceso de fabricación, que en su última fase pasa uno de los lados por un rodillo pulido que lo deja más brillante que el otro.
  • Se debe evitar el uso de papel aluminio para envolver alimentos ácidos como el tomate o cualquiera de sus derivados. En lugar de este material se puede optar por utilizar papel film.
  • Un uso muy común que se le da al papel aluminio es ponerlo dentro del horno para que no se ensucie. Esto también se debería evitar, ya que distribuye mal el calor y puede afectar en el funcionamiento del electrodoméstico.
  • Evitar el uso de papel aluminio para conservar alimentos fríos en el refrigerador o bocadillos.
  • En lugar de utilizar papel aluminio se puede optar por hacer uso de otros materiales como papel vegetal encerado, o untado en mantequilla. Para conservar los alimentos calientes lo mejor es usar recipientes de vidrio.

Cabe recordar que las advertencias sobre el uso de papel aluminio en la cocina carecen de más investigaciones o evidencias. Todo lo que aquí se sugiere solo intenta informar al consumidor de las “posibles consecuencias” que quizá pueda tener el uso de este material.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar