Usos y propiedades de la cúrcuma

Daniela Echeverri Castro · 17 marzo, 2015
La cúrcuma es una especia muy popular gracias a sus propiedades para la salud. Conoce cuáles son sus usos y propiedades de la cúrcuma.

La cúrcuma es una de las especias más famosas y utilizadas de todo el mundo. No solo por el sabor y color característico que le aporta a las comidas. También porque, con el paso de los años, se han descubierto muchas propiedades medicinales beneficiosas para nuestra salud.

Uno de los componentes activos de la cúrcuma es la curcumina. Esta le da su color distintivo y también la mayoría de sus propiedades para la salud. Este ingrediente activo, junto con otras sustancias y su alto poder antiinflamatorio, hacen que la cúrcuma sea un tratamiento alternativo para tratar y prevenir múltiples problemas de salud.

¿Cuáles son las propiedades de la cúrcuma?

A través de varias investigaciones se ha podido determinar que la cúrcuma tiene importantes propiedades. Entre ellas: antioxidantes, antiinflamatorias, antivirales, antibacterianas, antifúngicas y anticancerígenas.

Gracia a estas propiedades, esta especia puede prevenir problemas como la diabetes, problemas digestivos, alergias, artritis. Además, aunque aún no son concluyentes, se han realizado estudios que demuestran que la curcumina podría usarse para tratar la enfermedad de Alzheimer, entre otras enfermedades crónicas.

Usos que tiene la cúrcuma en la salud

Combatir los gases intestinales

Una de las propiedades de la cúrcuma es combatir gases estomacales

La cúrcuma tiene propiedades carminativas gracias a sus contenidos de eugenol y zingibereno. Estos son dos componentes eficaces en el tratamiento de los gases intestinales y los cólicos flatulentos.

Estudios han podido determinar que la cúrcuma puede ayudar a los pacientes con dispepsia, gases y atonía estomacal. Por lo que es una especia altamente recomendada para un aparato digestivo sano.

Proteger el hígado

La cúrcuma tiene una acción muy poderosa como tónico biliar y protectora del hígado. Se cree que estos beneficios se debe principalmente a la curcumina. Otras sustancias de la cúrcuma como el borneol, la turmerona, el eugenol y el ácido cafeico, pueden ser muy beneficiosas para el hígado.

La curcumina podría ayudar a eliminar las piedras en la vesícula biliar, además de aportar su alto poder antiinflamatorio. Esta especia también tiene componentes colagogos y coleréticos. Estos estimulan el vaciado de la vesícula biliar y el drenaje del hígado.

Combatir la artritis reumatoide

La curcumina tiene un alto poder antiinflamatorio, que podría ser muy eficaz en el tratamiento contra la artritis reumatoide. Esta propiedad de la cúrcuma podría reducir tanto el dolor como la inflamación en las articulaciones.

Fortalecer el sistema inmune

Una de las propiedades de la cúrcuma es fortalecer el sistema inmune

La cúrcuma y sus propiedades son fortalecedoras del sistema inmunológico. Por lo que ayudaría a proteger el organismo ante virus, bacterias u hongos. Esta especia aumenta la respuesta inmunológica ante los virus que producen gripes, resfriados y otras enfermedades respiratorias.

Proteger el sistema cardiovascular

El consumo frecuente de cúrcuma podría ayudar a reducir los niveles de colesterol malo en la sangre,  así como los triglicéridos. Los pacientes que lleven una dieta saludable y consuman regularmente cúrcuma, tienen menos riesgo de sufrir problemas cardiovasculares.

La cúrcuma, el cáncer y el alzhéimer

Varias investigaciones han encontrado que la cúrcuma tiene más de 10 compuestos anticancerígenos. Entre los que se destacan la curcumina, curcuminoides, beta-carotenos, curcumenol, curdiona, turmenona, terpineol y limoneno.

Esta especia ha dado resultados positivos en la lucha contra el cáncer de piel, cáncer de mama y de colon. Además, también tiene componentes que ayudan al organismo a superar los efectos que provocan lo medicamentos utilizados en el tratamiento contra el cáncer.

Igualmente, como mencionamos anteriormente, se han realizado estudios que demuestran que la cúrcuma podría ser efectiva en el tratamiento del Alzheimer. Ambas investigaciones, aunque no son concluyentes, son prometedoras.

Usos tópicos de la cúrcuma

Otra de las propiedades de la cúrcuma es curar la dermatitis

  • La cúrcuma a nivel tópico se utiliza para combatir la dermatitis, psoriasis y hongos.
  • Por su potente acción antiinflamatoria, puede aplicarse para aliviar dolores e inflamación en los músculos y las articulaciones.
  • Gracias a su poder antimicrobiano y fungicida, el uso de cúrcuma en gárgaras puede acelerar la curación de llagas en la boca.

Precauciones

  • No se recomienda el consumo de cúrcuma durante la etapa de embarazo y lactancia.
  • Las personas que se deban someter a una cirugía no deberían consumir cúrcuma. Esta puede causar coagulación sanguínea y sangrado adicional.
  • Las personas que sufran de cálculos biliares deben consultar al médico antes de consumir cúrcuma.
  • En caso de úlcera gastroduodenal, se debe evitar su consumo en exceso o durante periodos largos.

Ahora que conoces las propiedades de la cúrcuma puedes incorporarla a tu vida de forma regular. Por supuesto, si tienes alguna de las enfermedades que describimos anteriormente, debes asistir a una consulta médica. Él te dirá si puedes consumir cúrcuma o si necesitas de algún tratamiento.

  • Aggarwal, B. B., Kumar, A., & Bharti, A. C. (2003). Anticancer potential of curcumin: Preclinical and clinical studies. Anticancer Research. https://doi.org/10.1016/0304-3835(95)03827-J
  • Bimonte, S., Barbieri, A., Leongito, M., Piccirillo, M., Giudice, A., Pivonello, C., … Izzo, F. (2016). Curcumin anticancer studies in pancreatic cancer. Nutrients. https://doi.org/10.3390/nu8070433
  • Chainani-Wu, N. (2003). Safety and Anti-Inflammatory Activity of Curcumin: A Component of Tumeric ( Curcuma longa ). The Journal of Alternative and Complementary Medicine. https://doi.org/10.1089/107555303321223035
  • Dulbecco, P., & Savarino, V. (2013). Therapeutic potential of curcumin in digestive diseases. World Journal of Gastroenterology. https://doi.org/10.3748/wjg.v19.i48.9256
  • Ghosh, S., Banerjee, S., & Sil, P. C. (2015). The beneficial role of curcumin on inflammation, diabetes and neurodegenerative disease: A recent update. Food and Chemical Toxicology. https://doi.org/10.1016/j.fct.2015.05.022
  • Gupta, S. C., Patchva, S., & Aggarwal, B. B. (2013). Therapeutic Roles of Curcumin: Lessons Learned from Clinical Trials. The AAPS Journal. https://doi.org/10.1208/s12248-012-9432-8
  • Hishikawa, N., Takahashi, Y., Amakusa, Y., Tanno, Y., Tuji, Y., Niwa, H., … Krishna, U. (2012). Effects of turmeric on Alzheimer′s disease with behavioral and psychological symptoms of dementia. AYU (An International Quarterly Journal of Research in Ayurveda). https://doi.org/10.4103/0974-8520.110524
  • Javeri, I., & Chand, N. (2016). Curcumin. In Nutraceuticals: Efficacy, Safety and Toxicity. https://doi.org/10.1016/B978-0-12-802147-7.00031-0
  • Mishra, S., & Palanivelu, K. (2008). The effect of curcumin (turmeric) on Alzheimer′s disease : An overview. Annals of Indian Academy of Neurology. https://doi.org/10.4103/0972-2327.40220
  • Park, W., Ruhul Amin, A. R. M., Chen, Z. G., & Shin, D. M. (2013). New perspectives of curcumin in cancer prevention. Cancer Prevention Research. https://doi.org/10.1158/1940-6207.CAPR-12-0410
  • Ravindran, J., Prasad, S., & Aggarwal, B. B. (2009). Curcumin and Cancer Cells: How Many Ways Can Curry Kill Tumor Cells Selectively? The AAPS Journal. https://doi.org/10.1208/s12248-009-9128-x
  • Rivera-Espinoza, Y., & Muriel, P. (2009). Pharmacological actions of curcumin in liver diseases or damage. Liver International. https://doi.org/10.1111/j.1478-3231.2009.02086.x
  • Wilken, R., Veena, M. S., Wang, M. B., & Srivatsan, E. S. (2011). Curcumin: A review of anti-cancer properties and therapeutic activity in head and neck squamous cell carcinoma. Molecular Cancer. https://doi.org/10.1186/1476-4598-10-12
  • Yadav, S. K., Sah, A. K., Jha, R. K., Sah, P., & Shah, D. K. (2013). Turmeric (curcumin) remedies gastroprotective action. Pharmacognosy Reviews. https://doi.org/10.4103/0973-7847.112843