7 Zumos para tratar la ansiedad

Tener demasiadas responsabilidades, exceso de trabajo, problemas financieros, organizar la boda, mudarse, buscar quedar embarazada… todo esto puede causar ansiedad. Las mujeres son más vulnerables a padecer este problema que los hombres. La buena noticia es que se puede revertir la situación utilizando recetas de zumos y licuados naturales para la ansiedad.

Recetas de zumos curativos de la ansiedad

  • Zumo de col, zanahoria e hinojo: para hacer este licuado precisarás ¼ de col mediana cortada en trozos, 3 zanahorias grandes peladas y sin los extremos y 2 cabezas de hinojo cortadas en cuatro trozos. Coloca todo en la licuadora hasta formar una mezcla homogénea. Si lo deseas puedes añadir un poco de agua.
  • Zumo de zanahorias, coliflor y cúrcuma: para esta receta se necesitan 4 zanahorias grandes peladas y troceadas (sin los extremos), ½ col partida en trozos y ¼ cucharadita de cúrcuma en polvo. Licúa las verduras primero y antes de beber incorpora la cúrcuma. Mezcla bien y bebe un vaso por día.

jugo-zanahoria-

  • Zumo de perejil, pimiento, cebolla y ajo: esta receta necesita de un manojo de ramas de perejil fresco, 2 pimientos rojos sin semillas y en trozos, 2 cebollas peladas y cortadas y 2 dientes de ajo pelados. Envuelve los trozos de pimiento y de cebolla con las ramas de perejil. Licua bien y añade los ajos, vuelve a licuar. Bebe un vaso día por medio.
  • Zumo de zanahoria, puerro y ajo: precisarás 4 zanahorias grandes peladas y troceadas, 1 puerro troceado y 2 dientes de ajo pelados. Pasa todo por la licuadora y beber de inmediato, repetir a diario.
  • Zumo de plátano, fresa y pera: esta receta lleva 1 plátano, ¼ kilo de fresas y 1 pera. Pela y trocea todas las frutas y coloca en la licuadora junto con un poco de agua. Cuela y bebe cada día.
  • Zumo de manzana, leche de almendras, nueves y miel: necesitas 1 manzana lavada, 1 taza de leche de almendras (la puedes comprar o hacer tu mismo), 4 nueces peladas y 1 cucharada de miel. Pasa por el extractor la manzana sin pelar pero quitándole el corazón. Licúa después junto a la leche de almendras y las nueces. Endulza con la miel y consume.

leche almendras AmazingAlmonds

  • Zumo de pera, avena, miel e hierbabuena: esta receta requiere de 1 pera con cáscara y sin corazón, 2 cucharadas de avena molida, 1 cucharada de miel y 1 vaso de infusión de hierbabuena. Prepara primero el té con un puñado de hierbabuena por vaso de agua. Aparte, pasa la pera por el extractor. Añade los demás ingredientes y mezcla bien. Bebe tibio.
  • Zumo de mandarina (o tanjarina), leche de almendras, linaza y miel: necesitas 1 mandarina pelada, 1 vaso de leche de almendras, 1 cucharada de linaza y 1 cucharada de miel. Licua todo y cuando se hayan mezclado bien consume a sorbos despacio, en lo posible antes de ir a dormir.

mermelada-mandarina

Remedios para combatir la ansiedad

Además de poder mezclarlos para hacer zumos y batidos, existen varios alimentos que de por si nos ayudan a relajarnos y estar más calmados, estos son:

  • Almendras: por ello es que forman parte de varias recetas. Puedes remojar 10 almendras en agua toda la noche, retirar la piel al otro día y hacer leche, para beber todos los días.
  • Bicarbonato de sodio: mezcla 1/3 taza de bicarbonato con 1/3 taza de jengibre en el agua de la bañera. Toma un baño durante algunos minutos en cualquier momento del día.

Bicarbonato de sodio

  • Aceites de girasol, sésamo, coco o maíz: son unguentos maravillosos para hacer masajes relajantes. Frota en todo el cuerpo para disfrutar del relax.
  • Apio y cebolla: se recomienda consumir más de estos dos vegetales en ensaladas, debido a que tienen beneficios calmantes, debido a sus altas concentraciones de ácido fólico y potasio, cuyas deficiencias son una de las causas de la ansiedad.
  • Naranja: el aroma de esta fruta es realmente relajante. Puedes pelar una naranja y dejar las cáscaras por la casa, o en la mesita de noche. También hervir una naranja para que su perfume invada la cocina y la sala. Además, consumir un vaso de zumo de naranja cada día te aporta vitamina C y te sirve para calmar la ansiedad.
  • Romero: desde hace cientos de años, se usa esta especia para calmar los nervios en la medicina Natural. Realiza una infusión con 2 cucharaditas de romero seco por taza de agua. Deja reposar 10 minutos y bebe, sobre todo antes de ir a dormir.

romero

  • Avena: es un cereal rico en proteínas, vitaminas del grupo B1, ácido linoléico y minerales, así como también avenina, un alcaloide conocido por sus efectos sedantes. Se puede consumir con yogur o leche, esparcir sobre sopas y salsas, o usar para empanar carnes.
  • Lechuga: es un vegetal repleto de vitaminas A, C y E, minerales y ácido fólico. Contiene otros nutrientes especiales que calman el sistema nervioso, por ello se le atribuyen a la lechuga propiedades sedantes y relajantes. Puedes beber un té de lechuga o bien consumirla en la ensalada. Las madres usan la lechuga para añadir al baño de sus bebés cuando no pueden dormir.
  • Mango: esta fruta tiene una gran cantidad de vitamina B6 y triptófano, siendo eficaz contra el insomnio, para aliviar los efectos del estrés, relajar la tensión y evitar los trastornos que como consecuencia originan la ansiedad. Consume periódicamente mango como postre o entre comidas.
  • Germen de trigo: este cereal es rico en vitaminas del grupo B, sobre todo B6, que están “encargadas” de otorgar buen humor, relajación y tranquilidad a quién lo consume. Puedes disfrutarlo en cientos de preparaciones saludables.

GermenTrigo-FDG

Te puede gustar