4 plantas para aliviar el dolor de forma natural: ¡Muy efectivas!

Si no deseas tomar fármacos por sus efectos secundarios, en los productos naturales y en las plantas puedes encontrar un aliado para los dolores puntuales

¿Sabías que las plantas pueden ser una buena opción para aliviar el dolor de forma natural? Si padeces dolores de manera habitual y no quieres depender de los fármacos, no te pierdas este post.

Como siempre, te recordamos que en este artículo encontrarás consejos para aliviar los síntomas pero siempre debes acudir al médico cuando presentas dolor reiterativo. Nadie mejor que él podrá evaluar la mejor manera de aliviar tus molestias.

Aliviar el dolor de forma natural

Arnica, la mejor manera de aliviar el dolor de forma natural

El dolor aparece cuando nuestras terminaciones nerviosas reciben un estímulo procedente del cuerpo y, a su vez, envían un mensaje al cerebro de que “algo ocurre”, ya sea por un golpe, o por la presencia de químicos que inflaman algún tejido.

Las plantas y las raíces han sido utilizadas desde la antigüedad para aliviar este tipo de procesos inflamatorios. Por este motivo, cuando buscas aliviar el dolor de forma natural, las plantas que te presentaremos a continuación pueden ser tus aliadas.

Las mejores plantas para aliviar el dolor

Descubramos juntos las mejores plantas para aliviar el dolor de forma natural:

1. Harpagofito (Harpagophytum procumbens)

Dolor-articular

Puedes encontrar el harpagofito en tiendas naturales especializadas. Esta planta es muy utilizada para tratar el dolor articular, así como otros procesos inflamatorios.

  • Esta planta, y en especial su raíz, tiene un alto poder antiinflamatorio así como grandes propiedades depurativas que nos van a ayudar a eliminar toxinas presentes en el hígado o los riñones.
  • Se utiliza para reducir el dolor de las articulaciones en casos de reuma, artritis o artrosis.
  • Para reducir el dolor, puedes utilizarlo en pomadas, alcohol e incluso en aceite esencial.

2. El sauce blanco  (Salix alba)

Del sauce blanco se suelen utilizar sus hojas para reducir tanto el dolor, como la inflamación o la fiebre.

  • La razón por la que el sauce blanco es tan efectivo es porque en su composición contiene ácido salicílico (el clásico componente de las aspirinas), que actúa inhibiendo las prostaglandinas y la sensación de dolor.
  • Tal y como ocurre con las aspirinas, el sauce blanco tiene un efecto anticoagulante que nos va a ayudar a mejorar la circulación sanguínea y evitar la formación de trombos.
  • Puedes encontrar sauce blanco en las tiendas naturales especializadas en forma de comprimidos. Recuerda que no debes tomarlo si te han recetado otros medicamentos con principios anticoagulantes,  si estás embarazada, o si sueles tener menstruaciones abundantes.

3. El jengibre o quion (Zingiber officinale)

El jengibre se alza como una alternativa natural al ibuprofeno y sin sus peligrosos efectos secundarios. Esta raíz milagrosa es muy adecuada para reducir el dolor menstrual, así como cualquier proceso relacionado con la artritis y y las inflamaciones.

4. Árnica

Es curioso saber que el Arnica Montana se utilizaba en la antigüedad para tratar las lesiones en los animales y para reducir el dolor si se habían dado algún golpe. A día de hoy, esta planta es muy utilizada para elaborar eficaces cremas para reducir el dolor articular.

Es importante que sepas que esta planta no se puede ingerir oralmente realizando una infusión, ya que es tóxica, aunque en farmacia encontrarás “bolitas” de arnica contra el dolor.

En forma de crema puede ayudar a reducir el dolor en caso de:

  • Golpes o contusiones
  • Molestias asociadas a desgarros musculares
  • Artritis reumatoide
  • Ampollas o infecciones (muy útil, por ejemplo, cuando nos hacemos las típicas rozaduras por los zapatos nuevos)
  • Moretones debidos a cualquier golpe, como los que se hacen los niños tan habitualmente.

En conclusión, estas plantas para aliviar el dolor  de forma natural pueden serte de gran utilidad. No obstante, no olvides nunca que el dolor es un síntoma de que algo ocurre en nuestro cuerpo, así que consulta con tu médico cuando el dolor sea recurrente y no sepas a qué se debe.

  • Barnes, J. (2005). Plantas medicinales. Kurtziana.
  • Hernandez, H. (2010). Pequeño manual de Plantas Medicinales. Huerto Medicinal. https://doi.org/10.5433/1679-0359.2015v36n6Sup2p4297
  • Hernandez, A. Q. (2008). Las plantas medicinales. Revista Biocenosis.