7 formas muy extrañas de consumir el chocolate

Virginia Bruno 28 julio, 2017
Aunque la mayoría de nosotros lo reservamos para los postres o platos dulces lo cierto es que el chocolate también puede formar una combinación deliciosa con ingredientes salados

El chocolate es un alimento muy nutritivo y es considerado un postre muy popular por todos.

La manera más común de consumirlo es en tortas, pasteles, helados o junto con frutas.

Sin embargo, también podemos mezclarlo con sal y verduras. Parece algo extraño, pero la idea de combinar distintos sabores puede resultar sorprendentemente agradable.

7 formas distintas de preparar el chocolate

 1. Con aguacate

Con aguacate

La mousse de aguacate con chocolate es un postre vegano delicioso.

El aguacate tiene una consistencia cremosa, pero intensifica los sabores del cacao.

Ingredientes

  • 2 tazas de chocolate el trozos (340 g)
  • 3 aguacates
  • ½ taza de azúcar (100 g)

Preparación

  • Derrite el chocolate al baño María y, mientras tanto, aplasta la pulpa de aguacate con ayuda de un tenedor.
  • Una vez esté listo el chocolate, mezcla ambos ingredientes y, a continuación, añade el azúcar y vuelve a combinarlo hasta conseguir una mezcla homogénea.
  • Puedes servir con galletas, o esperar 3 horas hasta que la mezcla quede bien fría y consistente y servirlo helado.

Visita este artículo: 7 ideas para aprovechar todos los beneficios del aguacate

2. Con sal marina

Es realmente una combinación exótica. En este caso, incorporamos cristales de sal sobre el cacao y también los postres.

  • Al morder el chocolate los cristales de sal se disuelven, y esto hace que se liberen más aromas y sabores.
  • Además, le aporta una textura crocante muy novedosa a la pastelería.

3. Galleta de chocolate con cilantro

Galleta de chocolate con cilantro

Es una combinación exótica. Las semillas de cilantro combinan muy bien con el chocolate semiamargo. Estas le dan un toque perfumado, pero sin ser floral. El sabor cambia y queda muy intenso.

  • Podemos agregarlas en las recetas de galletas de chocolate.

 4. Con aceite de oliva y sal

Actualmente muchos restaurantes ofrecen en su carta esta versión como un original postre.

  • Basta con agregar chocolate amargo sobre un pan tostado.
  • A continuación rociaremos un poquito de aceite de oliva virgen extra y unos granitos de sal gruesa.

5. Con berenjenas

Con berenjenas

Es una combinación bastante fuera de lo común, pero queda muy sabroso.

Ingredientes

  • 1 berenjena
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Chocolate

Preparación

  • Picaremos las berenjenas al gusto y las saltearemos con sal y aceite de oliva.
  • En una olla aparte, derretiremos un poco de chocolate para añadirlo por encima de las berenjenas.

Es una manera muy peculiar de comer vegetales, ya que, al agregar un ingrediente tan diferente, les puede cambiar el sabor.

6. Con tomate

En este caso agregamos cacao, que, al ser amargo, se puede incorporar a platillos salados.

En esta ocasión el podemos conseguir dos objetivos muy distintos:

  • El chocolate puede mejorar el sabor de una salsa de tomate.
  • Por su parte, el tomate puede dar un toque más ácido y hasta frutal al cacao.

También podemos aprovechar el tomate para hacer una torta.

Si no quieres complicarte, puedes recurrir a una caja de mezcla para elaborar pastel de chocolate y añadir una lata de tomates cortados en cubitos antes de meterlo en el horno.

Va a resultar un sabor suave y húmedo y tu postre será rico en vitaminas y fibra.

7. En salsas

Pastel de chocolate

Si deseamos una solución diferente y más nutritiva, podemos preparar salsas para carnes adobada con romero, soja y pedacitos de cacao.

También podemos hacer salsas que combinen chocolate puro con cebolla, ají, y añadirlas a nuestras recetas de pollo, verduras o legumbres.

¿Quieres conocer más? Lee: 9 salsas para ensaladas

Como puedes ver, hoy en día son muchísimas las propuestas que puedes preparar con este rico ingrediente. Si eres de las personas conservadoras puedes comerlo en postres, tartas, con leche o con café.

No obstante, si quieres probar nuevos sabores y combinar con otros alimentos para salir de la rutina, puedes intentar con algunas de estas recetas.

Es muy recomendable probar nuevas texturas, sabores, atreverse a salir de lo cotidiano y darle nuevas experiencias a nuestro paladar.

Lo están incorporando en muchos restaurantes del mundo, para agregar otros nutrientes y distintas combinaciones a los platos elaborados.

Te puede gustar