Las 3 mejores infusiones naturales para la gastritis

Además de los fármacos, estos remedios naturales pueden ser muy beneficiosos a la hora de complementar los tratamientos médicos que nos receten para aliviar la gastritis

La gastritis puede tener diversas causas, desde una infección debido a la bacteria Helicobacter pylori, hasta un efecto de determinadas meditaciones, alimentos o incluso el tabaco.

Todos hemos padecido este problema en alguna ocasión: cursa con un dolor intestinal muy intenso, ardor, náuseas y en los casos más graves, hasta puede aparecer sangre en las heces.

El diagnóstico nos lo dará un médico, bien mediante una gastroscopia o a través de los síntomas, si estos no son especialmente severos.

En cuanto al tratamiento, variará mucho dependiendo de nuestro caso en particular, hay quien obtiene alivio con antiácidos y cambiando de dieta, otros pacientes en cambio, necesitarán una medicación más específica.

Por nuestra parte, te recomendamos siempre seguir las pautas de los médicos e introducir en el día a día estas infusiones naturales muy adecuadas para aliviar la gastritis. ¿Tomamos nota?

Manzanilla

Como curiosidad te diremos que el nombre de la manzanilla en latín es “Matricaria” (matriz o útero) y ello se debe a sus conocidas propiedades para tratar múltiples problemas relacionados con la salud de la mujer.

Ahora bien, si por algo es conocida la manzanilla es por sus beneficios para tratar cualquier inflamación relacionada con el sistema digestivo:

  • Favorece la cicatrización y reduce la inflamación presente en la mucosa intestinal.
  • Tiene un efecto calmante y sedante, algo esencial para aliviar el dolor que suele cursar con los procesos de gastritis.
  • La manzanilla es muy poderosa para proteger y reparar la mucosa gástrica. Así, actuará no solo en nuestros intestinos, sino también en el estómago.

Descubre los 10 mejores consejos naturales para tratar la gastritis

Ingredientes

  • 1 cucharada de manzanilla (10 g)
  • 1 vaso de agua (200 ml)
  • 1 cucharadita de miel (7,5 g)

Preparación

  • Tomaremos nuestra infusión de manzanilla 20 minutos después de nuestra comida principal del día. Para ello, solo tendrás que infusionar la cucharada de esta planta natural con el agua caliente.
  • Permite que repose a lo largo de media hora. Es importante que, en caso de gastritis, no tomes bebidas muy calientes. Es mejor que estén tibias, a la misma temperatura que nuestro organismo.
  • Endulza con miel si lo deseas.

Infusión de cardomomo

Cardamomo para tratar la gastritis

Podrás encontrar las semilla de cardamomo o granado del paraíso en cualquier tienda natural. En los últimos años se ha convertido en un recurso natural muy beneficioso tanto para la cocina como para muchas terapias naturales.

  • El cardomomo facilita las digestiones, reduce la acidez, la inflamación intestinal y alivia los cólicos.
  • Es muy útil en caso de diarreas y, gracias a sus aceites esenciales, favorece la cicatrización de cualquier mucosa gástrica herida o inflamada.
  • Te gustará saber que estas semillitas contienen múltiples proteínas, vitaminas y ácidos grasos muy saludables.
  • Es importante que tengas en cuenta que, en caso de padecer de colon irritable, esta planta no será adecuada para ti.

Descubre los beneficios de tomar bicarbonato de sodio

Ingredientes

  • 1 cucharada de semillas de cardomomo (10 g)
  • 1 vaso de agua (200 ml)

Preparación

  • Tomaremos una sola infusión de cardomomo al día, después de nuestra comida principal.
  • Para ello, solo tendremos que hacer la infusión de las semillas a lo largo de 20 minutos, y esperar a que se temple para que nuestro organismo lo reciba bien.

Té de boldo

Datos sobre el boldo

Las propiedades curativas y medicinales del boldo son muy conocidas, en especial en lo que se refiere a la salud hepática. Ahora bien, si por algo nos interesa esta planta natural para tratar las gastritis es por estas interesantes razones:

  • Gracias a su acción antiinflamatoria con el boldo podemos elaborar una infusión muy terapéutica en casos de gastritis.
  • Alivia dispepsia, flatulencias, ardor y malas digestiones.
  • Protege el estómago y cuida de la mucosa gástrica.

Hay que tener en cuenta que el té de boldo, consumido en exceso, puede ser peligroso. Te recomendamos una taza al día y nunca más de 15 días seguidos. Tampoco la consumas si padeces de cálculos biliares.

Descubre los grandes beneficios de tomar agua con limón cada día

Ingredientes

  • 1 cucharada de hojas secas de boldo (10 g)
  • 1 vaso de agua (200 ml)
  • 1 cucharadita de miel (7,5 g)

Preparación

  • Empezaremos poniendo a hervir ese vaso de agua. Una vez esté caliente, deja caer esos las hojas de boldo para que infusionen.
  • Deja que se haga la cocción a lo largo de 20 minutos, para después, dejar que repose el tiempo suficiente para que cuando lo bebamos, esté tibio.
  • Bebe 20 minutos después de tu comida principal.

Consideraciones finales

Miel

  • De las infusiones aquí presentadas elige la que mejor te siente, y la que tú veas que te ofrece mejor resultado. Cada organismo es más receptivo a un tipo de tratamiento natural (en este caso, infusiones medicinales).
  • Evita que tu estómago se quede vacío durante dos o tres horas seguidas. De ocurrir esto, aparecerán los ácidos gástricos y se incrementará la sensación de dolor.
  • Empieza el día con un vaso de agua con una cucharada de miel disuelta.
  • Consume yogur blanco con bífidus, jugos de zanahoria y agua de coco. Te mantendrán nutrido y mejorarán tu gastritis.
  • Bebe abundante líquido a lo largo del día, para evitar la deshidratación y, además, eliminar bacterias de tu organismo.