Las mejores frutas para hacer la digestión

Para aprovechar al máximo sus propiedades y absorber mejor sus nutrientes lo mejor sería tomar la fruta durante la comida, combinada con verduras y carnes magras.

Nos encantan las frutas, pero en ocasiones no sabemos cuándo tomarlas para que favorezcan nuestra digestión, o más aún, cuáles de ellas son más apropiadas para ayudarnos a absorber mejor los nutrientes o a cuidar de nuestro estómago e intestinos. Entonces ¿qué frutas son las más adecuadas para hacer la digestión? ¡Te lo explicamos!

1. Las mejores frutas para hacer la digestión

1. La piña

Drenar piña

Seguro que ya lo sabías. Esta fruta maravillosa dispone de una enzima digestiva esencial para hacer la digestión llamada Bromelina. Este elemento tan valioso es un tipo de proteina que aumenta la velocidad de una reacción bioquímica, es decir, es ideal para digerir proteínas.

Es esencial que la consumas siempre fresca, e ideal que te hagas por ejemplo sabrosas ensaladas en tus almuerzos, ya que es un tipo de fruta que combina con muchos tipos de comida. Comentarte también que puedes encontrar esta enzina en las tiendas naturales ya preparada en cápsulas comestibles, pero por nuestra parte, te recomendamos que tomes la fruta natural. Es sabrosa, anti-inflamatoria y muy buena si por ejemplo, padeces artritis.

La piña puede ser una pieza esencial en la terapia digestiva, de ahí que la pongamos en primer lugar de esta lista. Consúmela siempre que puedas.

2. La papaya

Papaya

Sabrosa, refrescante y una pieza perfecta para hacer dietas. Esta fruta se alza como otra fuente natural de enzimas proteasas digestivas. Este elemento natural que nos ayuda a hacer la digestión se llama papaína, y está presente tanto en la propia fruta como en el árbol.

Sólo unos pocos bocados de papaya y conseguiremos digerir del modo más tranquilo y adecuado, cualquier comida, absorbiendo todas las proteínas. Es sencillamente magnífica, además reduce posibles diarreas, náuseas, cuida de nuestros intestinos, del estómago….No lo dudes, cómprala siempre fresca y benefíciate de ella.

3. El Kiwi

Kiwi

¿Eres una apasionada del kiwi? Entonces disfruta de él en tus comidas, en tus postres y en tus ensaladas. Se los conoce también como la grosella china, y se alza por sí sola como una fruta terapéutica rica en un una enzina llamada proteasa actinidain. Esta enzima trabaja de forma muy parecida a la bromelina y papaína, actuando como catalizadores en la digestión de proteínas. La medicina oriental la utiliza para muchas afecciones, mientras que nosotros, empezamos ahora a descubrir sus grandes virtudes.

Como curiosidad podemos decirte que no hay nada más sano y digestivo que hacernos una ensalada de kiwis, papayas y piña. Según nos dicen los expertos, cada enzina actúa de modo diferente una vez llegan al estómago y se mezclan en su pH. Y juntos, cuidan de todo nuestro sistema digestivo de un modo más que excelente.

Pero ¿cuándo es mejor comer fruta?

Los beneficios de comer ensaladas saludables

Bien, esta es seguramente la pregunta de oro. ¿Las tomamos después de las comidas, como postre? ¿Antes? ¿O durante? Bien, lo ideal es comerlas durante las comidas. Suele decirse que siempre es mejor comerlas con el estómago vacío, puesto que casi siempre se digieren en el intestino delgado, donde actúan, pasando muy rápido por el estómago.

Así que nuestra recomendación es que combines la papaya, la piña y el kiwi en tus almuerzos, acompañando por ejemplo tus ensaladas junto a frutos secos, carnes magras y verduras de hoja verde. Si lo hacemos así, obtendremos todas las proteínas de nuestras comidas, absorbiendo los nutrientes muchísimo mejor. Te damos ejemplos de cómo tomar las mejores frutas según el momento del día

Por la mañana:

  • Un jugo de naranja natural.
  • Una manzana cortadita a trocitos con unas pocas nueces.

Tipos de ensalada para tus almuerzos

1. Ensalada de piña y gambas

  • gambas congeladas
  • 2 rodajas de piña
  • queso de cabra
  • lechuga variada
  • tomates cherry

2. Ensalada de piña y anchoas

  • Un tomate
  • Lechuga y espinacas
  • 2 rodajas de piña
  • Dos anchoas a trocitos
  • Un poco de aceite de oliva y vinagre de manzana

3. Ensalada de papaya y pollo

  • Media papaya
  • Medio pepino
  • Media zanahoria
  • 100 gramos de pechuga de pollo
  • 1 tomate maduro
  • Medio yogur natural
  • 2 nueces
  • Unas gotitas de jugo de limón

4. Ensalada de kiwi y queso de cabra

  • Canónigos
  • 1 tomate
  • 1 kiwi
  • Una cortada de queso de cabra
  • 5 aceitunas negras
  • 100 gramos de pechuga de pollo
  • 1 cucharada de miel
  • Un poquito de vinagre de manzana

Por la tarde

Un vaso de jugo de manzana y un puñadito de uvas pasas

En la cena por la noche:

Ideal si nos preparamos un vaso de jugo de pomelo, más unas ensaladas ligeras con frutas con las que acompañar nuestras cenas. Te damos unos ejemplos:
1. Ensalada de aguacate

  • Una remolacha pequeña
  • Media manzana
  • Medio aguacate
  • 2 nueces
  • Unas hojas de espinacas
  • Vinagre de manzana
  • Un poco de aceite de oliva

2. Ensalada de piña y zanahoria

  • 1 zanahoria rallada
  • 2 láminas de de piña
  • Un trozo de salmón a trocitos
  • Unas pasas
  • 3 tomates cherry
  • El jugo de un poco de limón

Como puedes ver combinar fruta con verduras y proteínas procedentes de carnes y pescados, es algo realmente fácil y sabroso. Solo con un poco de imaginación estarás cuidando de tu salud, y de tus digestiones.

Te puede gustar