Licuado de higos para tratar la osteoporosis: ¡Muy medicinal!

¿Has probado alguna vez el delicioso licuado de higos? Su sabor es toda una experiencia para nuestros sentidos. A medio camino entre lo exótico y lo medicinal, esta bebida es en realidad todo un regalo de virtudes para nuestros paladares cargada de nutrientes y que podría ayudar a prevenir la osteoporosis.

Las mujeres a cierta edad, con la menopausia, sufren una disminución de los estrógenos, lo que conlleva a una peor densidad ósea. Si estas en esta fase de la vida, no dudes en acudir a tu médico para que te aconseje sobre la osteoporosis.

Los higos son una fruta de otoño fácil de encontrar en muchos países, de ahí que te recomendemos consumirlos durante toda la temporada, si te fuera posible, para cubrir esa carencia de calcio que solemos sufrir las mujeres y que el día de mañana suele derivar en osteoporosis.

No te pierdas pues este artículo y toma buena nota de cómo debes preparar tu sabroso licuado de higos.

Beneficios que nos aportan los higos

mousse-de-yogur-con-higos-final

Higos blancos, higos rojos, secos, naturales… Tienen esa mezcla entre dulzura exquisita y cierta acidez que los hacen muy adecuados para cualquier postre, para cualquier batido o yogur que queramos preparar para beneficiarnos de sus propiedades.

Descubre ahora todo lo que esta fruta maravillosa puede hacer por ti.

1. Higos, perfectos para evitar el estreñimiento

Seguro que ya lo sabías. Esas pequeñas semillas que se esconden en su pulpa son excelentes para nuestro tránsito intestinal. Actúan como un laxante muy suave que nos va a ayudar cada día a poder ir al baño con tranquilidad.

Es una fruta delicada y con mucha fibra que se alza como un alimento muy adecuado para esos días en que, por ejemplo, sufrimos algún problema gastrointestinal.

2. ¡Muy nutritivos!

Los higos son fantásticos para empezar el día: puedes combinarlos con un yogur blanco, con tu bol de avena o preprarándote un rico licuado como el que te presentamos hoy. Esta fruta contiene mucha agua y, además, es increíblemente rica en los siguientes elementos:

  • Hierro.
  • Calcio.
  • Potasio.
  • Magnesio.
  • Fósforo.
  • Zinc.
  • Cobre.
  • Flavonoides.
  • Vitamina E.
  • Vitaminas del grupo B.
  • Vitamina C.
  • Vitamina A.

Como dato que tener en cuenta te diremos también que si los consumimos, por ejemplo, en su forma seca, tendremos la fuente natural más rica en selenio, ideal para el organismo.¡Fantástico!

3. Los higos, la fruta más rica en calcio

¿Lo sabías? Así es. Los higos se alzan como las frutas con más alto contenido en calcio y ácido fólico, de ahí que sean una de esas fuentes vegetales más recomendables para suplir la carencia que solemos tener las mujeres con este mineral.

Aunque no se asimila igual que el calcio de la leche, puede ser un gran sustituto para este alimento si no lo toleramos. En especial si consumimos higos secos, donde el calcio por porción estará aumentado.

Un modo maravilloso de aprovecharnos de sus virtudes es mediante este licuado de higos matinal. Una forma muy adecuada de empezar el día con energía . Vale la pena probarlo.

Lee este artículo: Cómo preparar un remedio rico en calcio para prevenir la osteoporosis

4. Su contenido calórico no es muy elevado

Obviamente, no debemos consumir higos en altas cantidades. Basta con unos 4 al día, por ejemplo. No obstante, esta fruta tiene unas 65 Kcal por cada 100g. Así pues, no es algo muy elevado y vale la pena introducirlo en nuestra dieta con equilibrio y moderación.

Recuerda que esto es válido para higos frescos, mientras que los higos secos llegan a tener hasta 227kcal por 100g.

¿Cómo debo preparar mi licuado de higos?

Batido-de-higos-y-yogur

Ingredientes

  • 4 higos maduros.
  • Un vaso de leche vegetal (de almendras o de nueces, la que tú desees). Si no padeces intolerancia a la lactosa, puedes incluir un vaso de leche semidesnatada.
  • 1 cucharada de miel (30 g).

Preparación

higo3

Lee este artículo:Higos: energía natural. Dulces, pero adecuados para tus huesos

  • Este licuado es realmente fácil de preparar. Lo más importante es elegir la leche con la que deseas hacerte la mezcla. Si no tienes problemas para digerir la leche de vaca, puedes incluirla. Si deseas prepararte un licuado rico en calcio, entonces opta por añadir nueces a la bebida, aunque debes saber que tiene un índice calórico bastante alto. Así pues, elige tú misma la que creas conveniente, incluso con la clásica agua de avena resulta deliciosa.
  • Para hacer el licuado solo tienes que retirar la piel de los higos y después, llevarlos a tu batidora junto con el vaso de leche y esa cucharada de miel. Ahora tienes que batir a la máxima velocidad para conseguir que los higos queden bien homogéneos. Si vieras que no te es posible y que quedan algunos trazos de los higos, un buen recurso es añadir un yogur blanco natural.
  • Sería indicado que tomaras esta bebida cada mañana mientras estamos en temporada de higos. Como te hemos señalado antes, para no sobrepasarnos con el índice calórico que nos aporta esta fruta, lo más adecuado es consumir unos cuatro higos al día, ya sean naturales o en forma seca. De este modo, conseguiremos una buena dosis de energía, de fibra, de vitaminas… ¡Y mucho calcio para nuestro huesos!

Este licuado de higos a parte de ser delicioso no es mágico. Por eso mismo para una correcta prevención de la osteoporosis consulta a un especialista de la salud y lleva una vida saludable, realiza ejercicio de fuerza para mejorar tu densidad ósea y come equilibrado aportando calcio suficiente a tu organismo.

 

 

  1. Bohloodi, S., Mohebipoor, A., Mohammadi, S., Kouhnavard, M., & Pashapoor, S. (2007, May). Comparative study of fig tree efficacy in the treatment of common warts (Verruca vulgaris) vs. cryotheapy [Abstract]. International Journal of Dermatology, 46(5), 524-526
  2. Goluch-Koniuszy, Z. S. (2016). Nutrition of women with hair loss problem during the period of menopause. Menopause Review, 15(1), 56-61
  3. Perez, C., Canal, J., & Torres, M. (2003, March). Experimental diabetes treated with ficus carica extract: effect on oxidative stress parameters [Abstract]. Acta Diabetologica, 40(1), 3-8