3 recetas con cúrcuma para adelgazar

Jesús Bordones 1 marzo, 2018
En el continente asiático, sobre todo en la India, existe una especia maravillosa para perder peso. Descubre nuestras 3 recetas con cúrcuma para adelgazar.

Estas recetas con cúrcuma para adelgazar son altamente nutritivas y eficaces. De hecho existe evidencia científica que confirma que las distintas propiedades de esta especia aporta beneficios a corto plazo.

Su componente principal: la curcumina es el principal responsable de ayudar al organismo a expulsar las toxinas y, por ende, ayudarte a deshacerte de esos kilos de más de una forma saludable.

Es importante saber cómo actúan en el organismo los componentes de las comidas que ingerimos. En el caso de la curcumina, esta actúa directamente en el colesterol de lipoproteína de baja densidad (LDL) o “colesterol malo”.

No obstante, los efectos positivos no acaban allí. Con respecto a la interacción en el organismo, la curcumina reduce el colesterol LDL y los triglicéridos en la sangre. Con lo cual se evitan múltiples enfermedades.

Ha llegado el momento de disfrutar de estas recetas con cúrcuma para adelgazar. Comprobarás que tienen un muy buen sabor. Además se adaptan con facilidad a nuestra rutina ya que no requieren de mucho tiempo de preparación.

Recetas con cúrcuma para adelgazar

1. Crema de zanahoria y cúrcuma

Crema de zanahoria y cúrcuma

La primera de las recetas con cúrcuma para adelgazar es muy popular puesto que es muy fácil de preparar. También resulta una excelente opción para personas que sufren de inflamación crónica, por fibromialgia, artritis y patologías afines.

Ingredientes

  • ½ tallo de jengibre (5 g).
  • 2 tallos de cebollín (15 g).
  • 1 cuchara de sal (45 g).
  • 2 zanahorias medianas (65 g).
  • 1 sobre de cúrcuma en polvo (35 g).
  • ½ taza de leche descremada (75 mL).
  • 1 cucharada de aceite de coco (50 mL).
  • 4 tazas de caldo de vegetales orgánicos (275 g).

Preparación

  • Prepara todos los ingredientes rayando la raíz de jengibre y cebollín para que queden en polvo.
  • Precalienta la sartén a fuego lento.
  • Añade un poco de jengibre en polvo y cúrcuma junto con la leche descremada.
  • Añade los vegetales (salvo las zanahorias) y déjalos hervir.
  • Baja un poco el fuego y deja que los ingredientes continúen cocinándose.
  • No te olvides de cortar las cebollas en rodajas y mezclarlas con el resto.
  • Cuece todos los ingredientes juntos durante 10 minutos.
  • Sirve en un recipiente limpio y disfruta.

Visita este artículo: 7 beneficios de la cúrcuma en la menopausia y posmenopausia

2. Infusión de cúrcuma con limón

Infusión de cúrcuma con limón

La segunda de las recetas con cúrcuma para adelgazar sirve para regular las funciones de todo el aparato digestivo. También favorece la desintoxicación del hígado y tiene propiedades antiinflamatorias. Si eres amante de las bebidas calientes como el , definitivamente debes darle la oportunidad a esta infusión con cúrcuma.

Ingredientes

  • 4 tazas medianas de agua (200 mL).
  • 1 cucharada pequeña de cúrcuma en polvo (15 g).
  • 1 cucharada, bien sea de miel o de limón (20 mL).

Preparación

  • Prepara un pequeño bol resistente al calor en fuego lento con agua.
  • Después añade la cúrcuma en polvo dentro del envase con el agua y revuelve.
  • Gradúa el fuego al mínimo posible y mantenlo durante 15 minutos, sin dejar de revolver.
  • Luego, ve por un colador y asegúrate de colar perfectamente el exceso de cúrcuma de la infusión.
  • Deja reposar por unos 5 minutos para que enfríe un poco.
  • Por último, agrega la cuchara de limón o acompaña con miel para darle un toque dulce.

¿Quieres conocer más? Lee: 5 mascarillas con cúrcuma para eliminar las cicatrices por acné

3. Ensalada de escarola con vinagreta de cúrcuma

Ensalada de escarola con vinagreta de cúrcuma

La tercera de las recetas con cúrcuma para adelgazar es perfecta para ensaladas y sandwiches de vegetales. Anímate a preparar esta deliciosa vinagreta con los siguientes ingredientes:

Ingredientes

  • ½ granada (27 g).
  • 1 ½ tazas de escarola (25 g).
  • 1 tomate maduro grande (50 g).
  • 2 tazas de nueces sin cáscara (50 g).
  • 2 cucharadas zumo de limón (60 mL).
  • 6 cucharadas aceite de oliva extra virgen (90 mL).
  • 1 cucharada pequeña de té de cúrcuma molida (25 mL).

Preparación

  • Primero, asegúrate de lavar todos los ingredientes muy bien. Usa algo de limón para desinfectar y algo de vinagre.
  • Una vez estén los ingredientes aptos para la preparación, colócalos en una recipiente grande, preferiblemente de vidrio.
  • Trocea la escarola y el tomate en pedazos pequeños.
  • Extrae el interior de la granada y mézclalo con el tomate y la escarola.
  • Pon los trozos dentro el recipiente e inmediatamente después introduce las nueces. No te olvides de revolver.
  • Prepara la vinagreta mezclando el aceite, el limón, sal, pimienta y cúrcuma. Mezclar y añadir el zumo del tomate.
  • Espolvorea la ensalada con los granos de granada y adereza con la vinagreta de cúrcuma.
  • Finalmente, y si es de tu gusto, añade sal y pimienta negra ¡Y a disfrutar!
Te puede gustar