Remedios para las arañas vasculares de las piernas

Para atenuar las arañas vasculares y favorecer la circulación, podemos combinar los apósitos de vinagre de manzana con duchas de agua fría. ¿Qué otras alternativas podemos encontrar?

Las arañas vasculares de las piernas son esos pequeños vasos sanguíneos que aparecen en la piel como ramificaciones de tono morado o carmesí. Son molestas, escuecen y nos traen problemas a la hora de querer lucir las piernas.

Hay quienes recurren a la cirugía para eliminarlas. No obstante, también existen algunos remedios mediante los cuales podemos paliar su incidencia. ¿Quieres saber cómo? Te lo contamos a continuación.

¿Cómo evitar la aparición de las arañas vasculares de las piernas?

Las arañas vasculares de las piernas aparecen en los tobillos, las pantorrillas y los muslos. Generalmente, su presencia se debe a tres factores: herencia genética, mala circulación sanguínea o hábitos de vida incorrectos; en este último punto, podemos incluir la alimentación no saludable, el sedentarismo y hábitos nocivos como el tabaquismo.

Es cierto que, en ocasiones, es posible tener varices y también estas arañitas vasculares; no obstante, es habitual que estas últimas se presenten en primer lugar. Si es tu caso, vale la pena que empecemos a tomar medidas para detener su avance.

1. Baños fríos en las piernas

Es muy efectivo realizarlo por las mañanas. Cuando te levantes y te duches, dedica unos 5 minutos a echarte agua fresca en las extremidades inferiores. Puedes incluso humedecer una toalla con agua fría y envolver tus piernas con ella.

De ese modo, se alivia la inflamación de las arañas vasculares de las piernas y también se tonifica la circulación. Como si fuera poco, comenzaremos la mañana con una agradable sensación de alivio. Sin dudas, una alternativa recomendable para todos los días.

2. No olvides los antioxidantes

Zumo de naranja

Ya sabemos que es recomendable empezar el día con una ducha fría en las piernas. ¿Qué tal si, a partir de ahora, también nos tomamos un buen jugo de naranja en cada jornada?

Los antioxidantes son indispensables para mejorar la circulación, oxigenar nuestra sangre y mejorar la tonicidad. No dejes de incluir en tu dieta frutas como limones, toronjas, fresas, frambuesas, tomates y kiwis.

Lee también: Cómo disimular las cicatrices: 5 consejos y remedios que te ayudan

3. Duerme con las piernas elevadas

Transpiracion pies

Este remedio contra las arañas vasculares de las piernas es muy sencillo. Basta con que pongas un cojín para tener las piernas ligeramente elevadas. De ese modo, se facilitamos la circulación y se evita que las arañas vasculares aparezcan con más intensidad.

Te puede interesar: Dieta de la fresa para adelgazar

4. Remedio con vinagre de manzana

El vinagre de manzana es un excelente tonifcante y relajante muscular; tiene la capacidad de reactivar nuestra circulación. ¿Qué debemos hacer para aprovechar sus bondades?

Es muy fácil: coge un trapo y empápalo con vinagre de manzana. Luego, aplícalo en esa zona donde tengas las arañas vasculares y déjalo por 20 minutos. Si lo repites diariamente, atenuarás estas molestas marcas. 

5. Remedio con aguacate y rosa mosqueta

rosa-mosqueta

Este remedio está especialmente indicado para después de la depilación. Nos ayudará a aliviar y calmar la piel, además de reactivar la circulación y oxigenarla.

Existen cremas de precios muy elevados que contienen estos mismos elementos. Para reemplazarlas, la única preocupación que tendrás es poder encontrar aceite esencial de rosa mosqueta. Últimamente está muy de moda, así que te será fácil adquirirlo en tiendas naturales e incluso en farmacias.

Este elemento es muy utilizado en belleza y ofrece muy buenos resultados para cuestiones de la piel. Combinado con el aguacate, es sencillamente genial para las arañas vasculares de las piernas. Recuerda aplicártelo cada vez que te depiles.

Para preparar la crema, necesitas medio aguacate y 10 gotitas de aceite de rosa de mosqueta. En primer lugar, se debe obtener la pulpa del medio aguacate; se necesita sobre todo la parte más verde, la que está pegada al hueso del aguacate, ya que contiene mayores propiedades curativas.

Posteriormente, se deja la pulpa en un cuenco y se aplican las 10 gotas de aceite de rosa mosqueta. Después, intenta obtener una mezcla bien homogénea, una pasta adecuada para poder aplicar sobre la piel.

Una vez lista, viene lo más fácil: extender la pasta en esas zonas más conflictivas, donde suelen aparecer las arañas vasculares de las piernas. Es importante que la apliques de abajo a arriba mediante suaves movimientos circulares, en sentido contrario a las agujas del reloj.

Finalmente, deja que pasen unos 15 minutos para que la piel la absorba y luego sí, retírala con agua fresca. Con este y también con los tratamientos anteriores, verás qué bien notas las piernas. Estarán cuidadas, hidratadas y sobre todo, prevenidas de la incidencia de las molestas arañas vasculares.