Tratamiento natural para piernas cansadas

María Enriquez 22 septiembre, 2014

Luego de un día intenso de actividad en el trabajo, las altas temperaturas o simplemente por estar mucho tiempo de pie, empiezas a sentir molestias en tus piernas. El uso inadecuado de calzados, la falta de descanso en largas horas de trabajo estando paradas, etc. Y al llegar a casa lo único que quieres es un baño y luego ir a la cama a dejarlas descansar.

Es sumamente necesario que nuestra sangre circule de manera eficiente por todo el cuerpo, estando mucho tiempo paradas o también sentadas las venas de las piernas deben realizar mucho esfuerzo para que la sangre suba a través de ellas para continuar con su recorrido y cumplir con sus objetivos, debes tomar conciencia de la importancia de tomar periodos de descanso en el trabajo para caminar y estirar los miembros inferiores, evitando trastornos circulatorios, también dolores y molestias posteriores como por ejemplo la hinchazón de piernas.

En este artículo hablaremos sobre medidas sencillas y caseras para aliviar nuestras piernas luego de un día pesado. Sigue leyendo para enterarte cuáles son.

Existen diversas plantas que nos pueden ayudar a aliviar la incomodidad o pesadez en las piernas luego de un largo día.

Productos naturales medicinales

  • Malva: útil para aliviar los dolores y desinflamar. Puedes beber la infusión de una cucharada por taza y beber 2 o 3 veces al día.
  • Manzanilla: diurético suave, estimula la eliminación de líquidos del cuerpo, eliminando los desechos. Infusión de una cucharada de flores secas por taza de agua, beber 2 a 3 veces al día.
  • Romero: excelente para tratar los dolores musculares. Agregar una taza de agua hirviendo a una cucharadita de hojas de romero, dejar reposar al menos 10 minutos y beber.
  • Jengibre: ayuda a mejorar el flujo sanguíneo, posee propiedades analgésicas por lo que resulta eficaz para aliviar dolores de tipo muscular. Puedes beber infusión de jengibre y además incluirlo en tu alimentación.
  • Cola de caballo: es diurética, poderoso desinflamante. Realizar decocción durante 30 minutos de 100 gramos de la planta seca por litro de agua. Tomar un par de tazas al día.

Recuerda siempre que no debes abusar con el consumo de estas hierbas, ten especial precaución si te encuentras bajo tratamiento médico, en embarazo o lactancia. Consulta con tu médico ante cualquier duda.

Dentro de las medidas naturales y caseras podemos realizar baños de agua tibia a la que podemos agregar sales marinas, o incluso hierbas con propiedades analgésicas y anti-inflamatorias. Elevar las piernas también resulta oportuno para que de esa manera los líquidos puedan circular de nuevo de manera normal, disminuyendo la hinchazón en tus piernas. Evita las prendas o medias muy ajustadas, y disminuye el consumo de sal, pues acumulará más líquidos innecesarios en tu organismo.

Masajes…

Masaje piernas

Los masajes ayudarán mucho, pues poseen efectos relajantes, analgésicos y mejoran la circulación. Puedes aprovechar y junto a la crema que utilizarás colocar unas gotitas de aceite esencial de árnica por poseer efectos analgésicos y anti-inflamatorios, además de estimular la circulación periférica al aplicarlo externamente. El aceite esencial de ciprés también puede resultar beneficioso por poseer efectos anti-inflamatorios, ayuda a descongestionar las venas. El aceite esencial de enebro es útil para dolores musculares por poseer efectos analgésicos, antirreumáticos y evitar la retención de líquidos. Si tus piernas se encuentran bastante hinchadas lo mejor sería optar por el drenaje linfático realizado por un profesional capacitado. Los masajes deben ser suaves e ir aumentando la presión paulatinamente sin generar dolor, para ir relajando poco a poco la musculatura.

La actividad física nunca podrá quedar fuera, recuerda que si mantienes activo tu cuerpo será más fuerte y resistente ante las molestias o dolores ocasionados en este caso en especial en las piernas.

Hidrata tu cuerpo, desintoxica y elimina los productos de desecho con el purificador por excelencia: El agua, no prives a tu cuerpo de sus efectos positivos.

Nota:

Si las molestias en las piernas no cesan, aparecen otros síntomas o empeoran no dudes y consultar con un especialista.

Te puede gustar